ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Tecnología Espacial y Telecomunicaciones

| Artículos de opinión

Conectar Igualdad, mucho más que la computadora

Autor | Octavio Ciaravino


Conflictos de Interes
El autor no manifiesta conflictos de interés


Palabras Claves
Conectar Igualdad, BID, diario La Nación, Artopoulos, uno a uno, PROGRAMAR, brecha digital, fibra óptica, red federal de fibra óptica



02-07-2015 | Un repaso sobre Conectar Igualdad a propósito de los últimos anuncios oficiales, pero abordándolo desde una crítica a los atentados desinformativos del diario La Nación. El 10 de junio de 2015, este matutino publicó una entrevista realizada a un especialista de la Universidad de San Andrés, sobre el impacto del Programa Conectar Igualdad. Este Programa es el que distribuye computadoras portátiles entre los estudiantes secundarios de escuelas públicas en todo el país. La crítica del especialista Alejandro Artopoulos es difusa y oscila entre la frustración personal (él mismo trabajó en la implementación del Programa en sus inicios) y una crítica general a la capacidad de los docentes para hacer valer las prestaciones de la computadora.


Alejandro Artopoulos, investigador de la Universidad de San Andrés, participó en el diseño e implementación del Programa Conectar Igualdad a nivel nacional, desvinculándose tiempo más tarde. En la entrevista que le hacen en el diario La Nación, se observa que en su análisis se desliza cierta frustración personal sobre su lugar en el citado Programa, que se traslada acríticamente a su valoración general. Parece que el especialista no puede distinguir claramente entre su propia suerte dentro de un proyecto colectivo y la suerte del proyecto en general. La crítica se pierde luego en algunas generalizaciones sobre las cualidades de los docentes argentinos/as, a quienes hace responsables en última instancia del supuesto fracaso de esta iniciativa así como de cualquier otra dentro del sistema educativo. Para este investigador lo que falló es el modelo de programa a nivel nacional, pero desliza su crítica al modelo global de educación, es decir parece ubicarse en el plano general de quienes avizoran el quiebre definitivo de la educación de masas; tema de candente debate mundial.

¿Qué es Conectar Igualdad?
Por supuesto que es mucho más que entregar computadoras. Se trata de una estrategia pedagógica de inclusión en la sociedad de la información. En efecto, no es un invento argentino este tipo de programas denominados "uno a uno": una computadora para cada persona. Se han desarrollado en distintos lugares del mundo programas del estilo, planificándose en instancias internacionales como UNESCO y BID. Asimismo, las computadoras se fabricaron en gran escala. De hecho la estrategia global de los principales fabricantes mundiales de computadoras portátiles fue a partir de 2005, de tal suerte de poder fabricar laptops de menos de 100 dólares de precio final. Por otra parte, los países en desarrollo accedieron a las mismas con un financiamiento internacional muy ventajoso, por eso fue posible aplicar el programa.

En la Argentina se desplegaron al menos 4 programas "uno a uno": el programa nacional Conectar Igualdad con alrededor de 3 millones de computadoras tipo Classmate distribuidas a alumnos de secundaria y docentes, y dos programas provinciales: San Luis con cerca de 7.000 computadoras y La Rioja con un compromiso de entregar unas 60.000 computadoras tipo XO en los próximos años; por último cabe agregar el Plan Sarmiento del Gobierno de la Ciudad de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA), con más de 130.000 computadoras distribuidas. Por cierto y paradójicamente, nada preguntó el diario La Nación sobre el programa a nivel CABA. Este tipo de programas, es importante señalar, apuntan por lo general a tres estrategias: salvar la brecha entre clases sociales por el acceso a las TIC, mejorar la performance productiva de un país y generar mejores niveles de inclusión y cohesión social.

La Red Federal de Fibra Óptica
Una de las críticas del especialista citado por La Nación apunta a que las computadoras se distribuyeron pero las escuelas no tienen conectividad a Internet. La imprecisión de esta crítica pasa por alto que dichas maquinas vienen con un paquete de software y un paquete de conectividad por 3G, además de un MODEM inalámbrico para captar señal de banda ancha. Y aquí aparece lo más interesante: efectivamente y como sucede en todas partes del mundo, la conectividad a Internet de las escuelas públicas sigue siendo un desafío, incluso en EE.UU.

Sin embargo, brilla por su ausencia en la crítica de Artopoulos el complemento que potencia el Conectar Igualdad y que distingue a la Argentina en el plano mundial en materia de desarrollo de TICs y la reducción de la brecha digital. Hablamos de la inversión en conectividad más importante de la región como es la Red Federal de Fibra Óptica, con más de 30 mil kilómetros de cobertura. Dicha Red apunta a dar conectividad a las escuelas públicas, a las familias y a los espacios de sociabilidad de los jóvenes. A las computadoras y la red de fibra se le suman además las estrategias pedagógicas desplegadas específicamente para aplicar en las escuelas, entre las que destaca PROGRAMAR. El programa de difusión de la Programación y las ciencias de la computación que diseño y aplica la Fundación Sadosky, institución fundada para impulsar los trabajos pioneros de los investigadores argentinos en computación. Con este programa se completa el panorama de la estrategia de acceso a la sociedad de la información en la Argentina, panorama general omitido por el diario La Nación que como siempre brinda a su lector una visión parcial y sesgada.



Bibliografia
Nota del diario La Nación y la crítica del señor Artopoulos (10/06/2015): http://www.lanacion.com.ar/1800626-conectar-igualdad-fue-un-fracaso

Severin, Eugenio y Capota, Christine (2011). Modelo Uno a Uno en América Latina y el Caribe. Panorama y perspectivas. Banco Interamericano de Desarrollo (BID), División de Educación SCL/EDU.

Conectar Igualdad: http://www.conectarigualdad.gob.ar

Program.AR: http://programar.gob.ar