ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Medio Ambiente

| Artículos Periodísticos

8 argumentos estratégicos favorables a las represas en Santa Cruz

Autor | OETEC-ID


Palabras Claves
represas, Santa Cruz, China, Electroingeniería, renovables, hidroelectricidad, diversificación, swap, reservas, seguridad jurídica, Macri



02-01-2016 | Por su importancia y rigurosidad técnica, compartimos con nuestros lectores el comunicado emitido por la UTE Represas Patagonia en relación a la intención de la administración macrista de frenar la construcción de las represas Presidente Néstor Kirchner y Gobernador Cepernic, aprovechamientos hidroeléctricos a ser emplazados en la provincia de Santa Cruz. A continuación, el comunicado:


Ante publicaciones periodísticas que afirman que el presidente Mauricio Macri analiza parar las obras de las represas sobre el Río Santa Cruz La UTE Represas Patagonia, integrada por China Gezhouba Group Corporation - Electroingeniería S.A. e Hidrocuyo S.A. desean informar que:

- El contrato de las represas es el más importante de la región, que aportará 1.740 MW de potencia hidroeléctrica limpia y renovable (+15%), beneficiando la diversificación de nuestra matriz energética, hoy basada mayoritariamente en Centrales Termoeléctricas (combustible fósil). Imprescindible, por otra parte, para satisfacer las crecientes necesidades energéticas del país.

- De la licitación pública internacional participaron 23 empresas de 5 países (China, Corea, Rusia, Argentina y Brasil), agrupados en 5 consorcios. Nuestra oferta estuvo 25% debajo del presupuesto oficial y 23% por debajo del segundo oferente, con un financiamiento sin precedentes del 100% del monto total de la obra a una tasa de interés aproximada del 6% anual.

- Del financiamiento por U$S 4.700 millones aportados por tres bancos chinos, CDB, ICBC y Bank of China, el 77% ingresará al Banco Central a lo largo de la construcción, fortaleciendo las reservas y generando un saldo de divisas positivo para el país de más de U$S 2.500 millones. El crédito se repagará con la venta de la energía de las centrales, desde su inicio y hasta los 15 años de iniciado el contrato. Esta generación permitirá el ahorro de aproximadamente más de U$S 1.000 millones anuales en concepto de importación de combustibles, generando un nuevo saldo positivo luego del repago del crédito de más de U$S 3.500 millones.

- El proyecto cuenta con el Estudio De Impacto Ambiental (EIA) aprobado, el que cumple los más exigentes requisitos técnicos y jurídicos. Los EIA fueron aprobados por la autoridad de aplicación, que por tratarse de un río de jurisdicción única perteneciente a la provincia de Santa Cruz, es la Subsecretaría de Medio Ambiente de esa provincia; y luego de meses de estudios y análisis por parte de la comisión evaluadora (conformada por 15 miembros de las distintas áreas de gobierno vinculadas al proyecto) y el proceso de Audiencia Pública del que participaron 350 ciudadanos y más de 70 expositores.

- En todos los estudios, que son públicos (ver sitio web de la provincia), y en la Audiencia Pública, se presentaron las características técnicas del proyecto ejecutivo final que garantizan la total desvinculación del lago de la represa Nestor Kirchner respecto del Lago Argentino, cualesquiera sean los niveles históricos del mismo, ya que existirá siempre un tramo de río, y por ende una desconexión total de los lagos y nula relación y/o afectación a los glaciares y su actividad.

- Siendo la provincia de Santa Cruz y sus leyes las que rigen las actividades a realizar en el río, queda fuera de la jurisdicción Nacional (glaciares y lago Argentino) la construcción, puesta en marcha y operación de las centrales.

- El proyecto y su financiamiento son partes indivisibles de la asociación estratégica integral con la República Popular China, acordada y refrendada por Ley del Congreso. Una eventual paralización de las obras pondría al Estado Nacional en incumplimiento del contrato de financiamiento que tendría como consecuencias su recisión y por tanto devolución inmediata y perdidas por un monto aproximado de U$S 1.500 millones, pérdida de puestos laborales actuales (1.500 personas), no concretar otros 3.500 empleos directos y 10.000 indirectos; privar al país de 1.740 MW necesarios para la creciente demanda energética; acrecentar la erogación de divisas por importación de combustibles y pérdida de dólares que ingresarían al Banco Central; pondría asimismo en riesgo financiamiento acordado por unos U$S 13.000 millones, y Swap de monedas por U$S 11.000 millones, hoy utilizado por el Banco Central.

- Continuar con las obras significa mantener abierta la relación virtuosa lograda con la segunda economía del mundo. En las relaciones internacionales cuesta mucho lograr asociaciones estratégicas beneficiosas para el país como la lograda con China. Una ruptura provocaría décadas de desconfianza con nuestro país, no sólo de parte de China.