ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Energia

| Artículos Periodísticos

El Banco Mundial sobre el consumo eléctrico per cápita de las últimas tres décadas

Autor | OETEC-ID


Palabras Claves
consumo eléctrico per cápita, ochenta, noventa, kirchnerismo, década ganada, Menem, Alfonsín, energía, electricidad, década alfonsinista



12-05-2015 | Según datos de esta organización actualizados a 2015 (1), el consumo eléctrico per cápita (kWh) de la década kirchnerista duplicó el de la década del ochenta y fue superior en un 40% al registrado en los noventa.


Para ilustrar la enorme diferencia en este fundamental indicador de la calidad de vida de una sociedad, la pujanza de su mercado interno y la salud de su aparato industrial hemos elaborado el siguiente gráfico:


Fuente: elaboración propia en base a datos de las tablas dinámicas del BM.

A propósito, el especialista estadounidense del OETEC, Dr. Benjamin Sovacool opina al respecto: "la energía es esencial para cualquier forma de actividad económica; el incremento del consumo energético ha caracterizado la industrialización y el desarrollo económico durante el siglo pasado". Para comprender el significado de semejante crecimiento en el consumo per cápita, le pedimos que nos explique los factores que inciden en ella. La asequibilidad "tiene cuatro dimensiones: estabilidad de precios de la electricidad, porcentaje de la población con acceso a la red eléctrica, número de hogares dependientes de los combustibles tradicionales y el precio de venta minorista de las naftas. El parámetro de la volatilidad del precio de la electricidad residencial usa las tarifas minoristas de la electricidad, o la estabilidad del precio con incrementos cada cinco años y capta lo predecible de los aranceles de electricidad minorista para un lugar determinado. El porcentaje de la población con acceso a la red eléctrica y el número de hogares dependientes de los combustibles tradicionales reflejan diferentes elementos de la justicia, la pobreza, el acceso y la equidad en materia de electricidad. El precio de venta minorista de la nafta indica el nivel de fiscalidad y las tasas de impuestos y subsidios aplicados a los precios del petróleo local, donde los precios más bajos probablemente llevan a un mayor acceso a la energía dado que un número mayor de familias de bajos ingresos puede permitírselos".

El promedio del consumo de electricidad per cápita de la década del 80 fue de 1.332 kWh; el de los noventa se ubicó en 1.828 kWh, mientras que el registrado entre 2003 y 2011 fue de 2.541 kWh. Como puede apreciarse comparando la década alfonsinista con la kirchnerista, el incremento fue del 91%. Si comparamos la última década con los años menemistas, sumados a la administración de Fernando de la Rúa y la de Eduardo Duhalde, el incremento fue del 40%. Asimismo, del gráfico surge otro dato fundamental: el consumo eléctrico de la población bajo la administración alfonsinista se mantuvo casi invariable. Los argentinos consumieron en 1983 prácticamente lo mismo que en 1989, lo que demuestra el rotundo fracaso de las políticas energéticas del radicalismo. La década del 90, en cambio, registró una suba de 683 kWh per cápita, aunque debe aclararse que dicho incremento se realizó a expensas de la desconexión y pobreza eléctrica del país profundo. Entre 2003 y 2011, el consumo de electricidad del pueblo argentino fue un 40% superior al del período 1993-2002 (y 91% al de la década del 80). Por su parte, la suba per cápita fue también mayor: 780 kWh. Dicha cifra revela un dato más que trascendental: desde el retorno de la democracia la mayor expansión del consumo eléctrico per cápita se produjo durante los gobiernos kirchneristas.

(1) http://data.worldbank.org/indicator/EG.USE.ELEC.KH.PC/countries?display=default



Bibliografia
Banco Mundial. Consumo eléctrico per cápita por país http://data.worldbank.org/indicator/EG.USE.ELEC.KH.PC/countries?display=default