ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Energia

| Artículos de opinión

El imperialismo y su "campaña del miedo" contra Donald Trump (que el árbol no tape el bosque)

Autor | Federico Bernal


Conflictos de Interes
El autor no manifiesta conflictos de interés


Palabras Claves
elecciones, Donald Trump, Hillary Clinton, Libia, Irak, populismo, campaña del miedo, imperialismo, inmigrantes, Cristina Fernández de Kirchner, WikiLeaks, Assange, Consenso de Washington, Consenso de Mar del Plata, Mauricio Macri, proteccionismo, OTAN, TLC, TPP, Nafta



11-11-2016 | Se propone en este trabajo desenmascarar la campaña de los medios de comunicación hegemónicos -a escala planetaria- contra el candidato Donald Trump. La doble vara con la que se lo ha demonizado, priorizando sus más que repudiables expresiones por sobre similares o peores de Hillary Clinton -directamente ocultadas por la prensa-, no hace sino reflejar la amenaza política, económica y cultural que la victoria del republicano significa para el terrorismo financiero y militar occidental. Cabe agregar que no pocos periodistas, intelectuales y hasta presidentes latinoamericanos de origen progresista cayeron en la trampa de una crítica moral vacía y abstracta, calificando de "fascista" a Trump pero no de "genocida e imperialista" a Clinton. Siquiera tuvieron en cuenta el rol desempeñado por esta última en el golpe de Estado contra Manuel Zelaya. Tal, el impacto de la "campaña del miedo". Incluso, hubo quienes, sin tomarse el más mínimo trabajo de escudriñar dialécticamente la aparición política del hoy flamante presidente estadounidense, lo tildaron lisa y llanamente de "neoliberal". ¿Neoliberal Trump? ¿Fascista? No se pretende aquí defender a nadie, sino aportar una serie de reflexiones que consideramos oportunas a esta Argentina bajo anacrónico régimen ultra-neoliberal (lisa y llana anarquía de mercado). A propósito, traemos a colación las fundamentales palabras pronunciadas por la Presidenta Cristina Fernández de Kirchner durante su alocución en la Universidad Nacional Arturo Jauretche: "Acaba de ganar alguien que hace del proteccionismo, de sus trabajadores y de su mercado interno una bandera. Porque el que crea que ganó el Partido Republicano en EE.UU. está equivocado. Ganó alguien que representa la crisis de la representación política producto de la aplicación de políticas neoliberales desde el Consenso de Washington… Lo que el pueblo de EE.UU. está buscando es alguien que rompa con un establishment económico que lo único que les ha causado es pobreza, desalojo, pérdida de sus casas, de sus trabajos. Eso fue lo que pasó". Acto seguido, la ex mandataria avanzó desenmascarando la campaña mediática aludida al comienzo: "Que quien lo encarne sea alguien con determinadas características personales no puede oficiar de árbol para taparnos el bosque. Lo maravilloso de esta elección es que el pueblo de los EE.UU. votó de acuerdo a lo que él está sintiendo económicamente. Había más de 300 medios de comunicación que apoyaban a la otra candidata y solamente 13 medios apoyaban a quien ganó. Sin embargo, la sociedad, a pesar de los exabruptos y los estereotipos, eligió a alguien que les decía que les iba a devolver el trabajo". Por último, Cristina Kirchner explicó la importancia real que el triunfo de Trump significa para la Argentina, al afirmar que el resultado de las elecciones en EE.UU. -expresión de una tendencia generalizada en otras grandes potencias- expone el anacronismo y conservadurismo del modelo macrista. Sobre este medular enfoque nos centraremos en una próxima nota. En esta oportunidad, un obligado repaso por la censurada barbarie imperialista de la señora Clinton en Irak y Libia, su rol en los golpes de Estado en Honduras y Brasil, así como una síntesis de la fenomenal e inédita "campaña del miedo" contra el "populista de derechas" y que a las élites estadounidenses le recuerda los abominables Eisenhower y Roosevelt, presidentes a los que no quiere ni puede volver. y que por eso mismo siquiera se arriesgó a especular con que Trump cumpla o no con sus promesas electorales.


La barbarie censurada de Hillary Clinton
En una célebre entrevista formulada por la cadena CBSNEWS en octubre de 2011 a la candidata demócrata sobre la invasión a Libia -invasión que encontró en ella a su defensora y ejecutora más fiel- entre risotadas expresó: "Vinimos, miramos y él murió" (ver bibliografía). Se refería a Omar Kadaffi, el Presidente asesinado por las fuerzas invasoras. Según Naciones Unidas, en Libia murieron entre 30.000 y 50.000 civiles, y más de 400.000 ciudadanos debieron abandonar sus hogares, la mitad de los cuales emigró del país. Sin embargo, nadie se escandalizó por las expresiones de la entonces Secretaria de Estado ni por la amenaza que hubiera significado que semejante ser humano llegue a la Casa Blanca. Pero la barbarie de la líder demócrata no termina aquí.


Video con la entrevista a Clinton y su frase: "We came, we saw, he died". Seis meses después de la guerra, Human Rights Watch declaró que los abusos "parecen ser tan generalizados y sistemáticos que pueden equivaler a crímenes de lesa humanidad". Hoy día, en muchas ciudades los residentes están sometidos a cortes de energía masiva, hasta 18 horas al día, por ejemplo en Trípoli. La privación representa un marcado descenso para un país cuyo Índice de Desarrollo Humano según Naciones Unidas se ubicaba en el nivel más alto de toda África. Libia es hoy un paraíso para terroristas.

Al respecto, en una imperdible entrevista a Russia Today (ver bibliografía), Julian Assange afirmó que "Hillary Clinton fue la figura clave en la destrucción del Estado de Libia… Mientras el presidente de EE.UU., Barack Obama, se oponía, Clinton la defendía… Eso está documentado en sus correos electrónicos", explicó Assange. Y añadió: "Clinton es el punto central de las operaciones de un sistema manejado por grandes entidades bancarias como el Goldman Sachs, los mayores agentes de Wall Street, la Inteligencia, el Departamento de Estado, los saudíes y más personas. Ella es el eje central encargado de interconectar a los elementos que gozan del poder real en EE.UU.". En efecto, al revisar los donantes de la campaña de Clinton, se confirman los nombres dados por el fundador de Wikileaks:



El 90% de los primeros 20 contribuyentes de Hillary Clinton son corporaciones financieras o son firmas directamente vinculadas a ellas.

Haber tocado "cuatro culos de señoras" impacta más que el ISIS, Libia, Siria, Irak, etc., etc.
No hay mejor síntesis del sesgo mediático y de la inédita "campaña del miedo" (inédita por estar dirigida por primera vez contra un político estadounidense -siempre se emplearon contra ogros tercermundistas), que las reflexiones del economista español y asesor de la campaña de Donald Trump, Roberto Centeno. Por su importancia, transcribimos íntegros los primeros párrafos del artículo por él publicado en octubre pasado y titulado "Elecciones USA: el establishment contra el pueblo" (ver bibliografía).

"¿Qué es más relevante para decidir quién debe ser el presidente de la nación más poderosa de la Tierra? ¿Una expresión machista, soez y vulgar pronunciada ante un grupo de amiguetes hace 11 años o los correos -revelados por WikiLeaks- en los que Hillary dice una cosa en público y la contraria en privado, como los dirigidos a las élites de Wall Street, de quienes ha recibido más de 30 millones de dólares por conferencias en los últimos tres años, a los que aseguró defender sus intereses "por encima de los de fuera" -el pueblo norteamericano- o la desastrosa Primavera Árabe que ha sumido a Libia, a Siria y a Irak en el caos absoluto, creado el ISIS y apoyado a Al Nusra, el grupo terrorista de Al Qaeda? Para el New York Times, el Washington Post, la CNN, la CNBC y todos los medios al servicio de las élites que ostentan el poder, lo único importante es lo primero. El resto lo ocultan".



El 4 de agosto de 2016, The Political Insider publica el artículo de la imagen. Julian Assange "está anunciando que Hillary Clinton y su Departamento de Estado estuvieron armando activamente a los jihadists islámicos, los cuales incluyen al ISIS en Siria".

Es importante recordar, al respecto de la masacre en Irak, que una Hillary Clinton senadora votó en 2003 a favor de la invasión de George Bush (h). Así lo reconoció algunos meses atrás en una suerte de mea culpa electoral (ver bibliografía). En este sentido, no debería sorprender que Colin Powell, el arquitecto de la guerra de Irak, se haya pronunciado públicamente y sin ambages a favor de Hillary presidente (ver bibliografía).

Volvamos a la nota de Centeno: "Como también han ocultado el hecho gravísimo y denunciado el pasado día 8 por el ministro de Exteriores alemán, Frank-Walter Steinmeier, alertando de que la confrontación entre EE.UU. y Rusia es hoy más peligrosa que durante la Guerra Fría. En concreto, afirmó que "la intervención de Rusia en Siria y la congelada, pero aún peligrosa, confrontación sobre Ucrania puede acabar en un enfrentamiento militar entre EEUU y Rusia", algo que podría tener consecuencias catastróficas. La belicista Hillary Clinton, para quien no hay país en el que no esté dispuesta a intervenir, empieza a hacer saltar todas las alarmas ante las graves tensiones que Obama ha desencadenado en Siria, y el sábado se ha sabido que la CIA está preparando un ciberataque a Rusia en "represalia por su interferencia en las elecciones presidenciales". Esta es una escalada que solo Trump sería capaz de eliminar, llegando a un acuerdo con Putin y desmantelando la OTAN como ha prometido… Sin embargo, el que haya cuatro señoras que afirman que Trump les tocó el culo es lo único que destacan los medios".

Notable, ¿no es así? Sobre todo por como la barbarie guerrerista de la señora Clinton y los cientos de miles de muertos en su haber brillan por su ausencia en el debate moral al que se elevó la contienda presidencial. Relacionado con ello, no había pasado un día de las elecciones que el diario La Nación titulaba "José Pepe Mujica, sobre la elección de Donald Trump: ¡Socorro!". Más allá de un Mujica víctima de Wall Street, importa destacar como el diario del establishment argentino se pliega a la segunda fase de la "campaña del miedo": debilitar el gobierno de Trump todo lo posible de cara a su asunción el próximo 20 de enero.

Golpe de Estado en Honduras, TLC en Colombia y golpe en Brasil
Parafraseamos la pregunta de Centeno del primer párrafo transcripto en el aparatado anterior: ¿Qué es más relevante para el pueblo de América Latina y una Patria Grande autosuficiente, unida y soberana? ¿Una expresión machista, soez y vulgar pronunciada ante un grupo de amiguetes hace 11 años, o las expresiones -por cierto bastante descontextualizadas- en relación a los inmigrantes mexicanos o el establishment financiero y militar imperialista aglutinado detrás de Clinton, persona que además respaldó u organizó todas y cada una de las invasiones estadounidenses/OTAN desde la invasión a Irak, pasando por la Primavera Árabe, hasta la de Libia? ¿Y del proceder de la ex Secretaria de Estado en América Latina?

¿Sabía el lector que Hillary Clinton, en calidad de Secretaria de Estado de Obama, fue clave en el golpe de Estado en Honduras contra el Presidente Zelaya? En la bibliografía del presente informe publicamos los artículos que describen con lujo de detalle el rol jugado por la líder demócrata durante la crisis política que desembocó en la destitución del primer mandatario hondureño. En una entrevista a medios de su país, Clinton reconoció que "Nuestra evaluación entonces fue que, de haber declarado aquello como un golpe de Estado, hubiésemos empeorado la situación al pueblo hondureño al haber tenido que detener inmediatamente toda ayuda a la gente". ¿Se comprende la insólita excusa?

Asimismo y gracias a los mails filtrados por Wikileaks, se supo que la posición supuestamente pro-trabajadores y sindicatos que Obama y Clinton protagonizaron durante la campaña presidencial en Colombia (2008), al rechazar el TLC para ese país, fue pura puesta en escena. En efecto, los mails publicados este año "muestran que en 2011, ella hizo lobby con los miembros del Congreso para aprobar el TLC con Colombia". En uno de esos mails le escribe a un abogado de Michigan: "Al ritmo que vamos, los trabajadores colombianos terminarán con iguales o mejores derechos que los trabajadores en Wisconsin, Indiana y tal vez Michigan". El artículo que denuncia este proceder de Clinton cierra afirmando que "El año pasado, AFL-CIO informó 2.000 incidentes de violencia y amenazas contra líderes sindicales en Colombia, incluyendo 105 asesinatos, durante los primeros cuatro años de tratado" (ver bibliografía).

Por último, no puede dejar de mencionarse las vinculaciones políticas, viajes extraños y demás actos acontecidos entre las fuerzas partidarias de Temer y el Departamento de Estado. Las sospechas de una Clinton pro-golpe de Estado en Brasil fue filtrada por WikiLeaks y levantada luego por diversos y prestigiosos medios de comunicación (por supuesto ninguno de los miembros de la cadena del desánimo).



"Los lazos de Michel Temer con el gobierno de Estados Unidos, según lo revelado por los WikiLeaks añaden evidencia creciente de que la destitución parlamentaria de la democráticamente elegida Presidente, Dilma Rousseff, fue apoyada por los aliados en Washington.

En este sentido, el análisis de Counterpounch (ver bibliografía) sobre la innegable participación del gobierno de EE.UU. a través del Departamento de Estado con el golpismo brasilero detalla que "… no debe sorprender que los actores principales del impeachment en Brasil hayan recibido sus órdenes directamente desde… funcionarios del gobierno de Estados Unidos. De hecho, días antes de la votación del impeachment, el senador Aloysio Nunes visitó Washington para reunirse con altas figuras del gobierno,… entre ellos el senador demócrata Ben Cardin, un aliado clave de Hillary Clinton. Nunes también aprovechó el viaje para reunirse con el subsecretario de Estado, Thomas Shannon, el tercero en rango del Departamento de Estado, así como con representantes de la organization de lobby Albright Stonebridge Group, organización comandada por Madeline Albright, figura que respalda a Clinton".


Y ya que de Albright hablamos -uno de los alfiles de Clinton durante su campaña- vale recordar que fue la mujer que entrevistada por el programa Sixty Minutes (1996) reconoció públicamente que la muerte de 500.000 niños iraquíes "valió la pena". La frase textual en inglés: "A hard choice, but the price, we think the price is worth it". Albright fue la Secretaria del Departamento de Estado en tiempos de Bill Clinton, sucedida por Colin Powell.

La candidata del Grupo Bilderberg
La relación entre Clinton y lo peor del corporativismo occidental ya había sido puesta en evidencia en un artículo publicado por The Huffington Post en junio del corriente (ver bibliografía). Allí se informaba que el Grupo Bilderberg, reunido entonces en Dresden (Alemania), debatía sobre cómo impedir que Trump venciera a su candidata.

El reaccionario grupo confió en que Clinton batiría a sus adversarios republicanos. Pero se ve que no tuvo en cuenta los siguientes dos pequeños detalles: 1) El alcance que tendría la campaña autofinanciada de Trump; y 2) La mejor y aún intacta tradición popular del pueblo estadounidense que, a pesar de la "campaña del miedo", apostó por un candidato que le prometió rescatarla del pozo.

¿Y cuáles fueron esas promesas? Su oposición y rechazo al establishment financiero y a los acuerdos de libre comercio como el NAFTA y el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP); su inclinación por implementar políticas anti-cíclicas en defensa del mercado doméstico, la industria local y el empleo; su rechazo a seguir gastando cifras multimillonarias en una OTAN descontrolada; y su intención de reconciliar las relaciones bilaterales con Rusia (sobre esto se basó una furiosa segunda campaña del miedo, al reducir la contienda electoral a "Hillary Clinton vs Putin").

Incluimos como promesas "populares" también a aquellas de índole geopolítica, porque evidentemente la mitad del pueblo estadounidense expresó en las urnas sentirse harto de pagar el costo de guerras injustas y que no repercuten ni en un centavo de dólar sobre su bienestar. Todo lo contrario, la ciudadanía parece haber tomado conciencia de que dichas aventuras belicistas benefician los mismos intereses responsables de su desgracia. Es justo recordar en este sentido, las valiosas (y por eso mismo desconocidas) declaraciones de Trump acerca de las intervenciones estadounidenses en los asuntos de Medio Oriente: "Si nunca hubiésemos hecho nada en Oriente Medio, tendríamos ahora un mundo mucho más seguro… Nos deshicimos de Saddam Hussein. No estoy diciendo que fuera alguien bueno. Fue muy malo, pero lo que tenemos ahora es mucho peor" (ver bibliografía). Y a esto agréguese cuando llamó a la OTAN un "vestigio del pasado". Una cosa es que un presidente latinoamericano afirme públicamente lo anterior; otra muy distinta que lo haga un candidato a presidente estadounidense.

En relación a la OTAN, no es necesario que los argentinos recordemos que se trata de la misma organización que mantiene invadida la provincia de Tierra del Fuego desde 1982, específicamente el Departamento Islas del Atlántico Sur (más conocido como Islas Malvinas).

Inmigrantes mexicanos sí; inmigrantes y muertos africanos no
En el artículo aludido de The Huffington Post sobre la vinculación Bilderberg-Clinton leemos también que, según la BBC, "En Yugoslavia, líderes serbios responsabilizaban al Grupo Bilderberg de haber disparado la guerra que condujo al derrocamiento de Slobodan Milosevic". ¿Por qué este recordatorio sobre el cobarde bombardeo de 1998-1999? Fue durante la administración de Bill Clinton, esposo de Hillary, que la enésima intervención militar estadounidense se llevó a cabo. De hecho, el término "balcanización" surgió de aquella aventura belicista, que desestabilizó una región compleja pero hasta entonces bastante firme, dejando como saldo millones de exiliados (refugiados) e innumerables y peores conflictos étnicos a los sucedidos con anterioridad a la guerra. Si Bill fue el monstruo de los Balcanes, su esposa lo es de la destrucción de Libia y la crisis humanitaria en África.

La invasión a Libia y con ella la destrucción de la nación africana más próspera impidió que absorbiera a los africanos migrantes de las naciones más empobrecidas del continente. Fue esta razón, como excelentemente explica Julian Assange a Russia Today en la entrevista citada, la que creó la crisis migratoria en Europa.

La prensa hegemónica se escandalizó con las declaraciones de Trump y los inmigrantes mexicanos, pero omitió la responsabilidad directa de Clinton en los más de 4.220 muertos y desaparecidos que hasta el momento produjo la crisis migratoria del Mediterráneo (ver bibliografía) causada por la decadencia de Libia desde la invasión y el magnicidio de Kadaffi.



En agosto de 2015, la International Organization for Migration calculaba se habían rescatado del Mediterráneo alrededor de 188.000 migrantes en los primeros ocho meses de ese año.

El mitrismo contrataca
El diario La Nación, igual para los restantes medios de la prensa reaccionaria y semicolonial en la Argentina, ya recibieron la orden de cómo proceder ahora que Trump es presidente. El viernes 11 de noviembre publicó "Las 10 promesas de Donald Trump para sus primeros 100 días de gobierno". Se trata de una obra de arte digna de la mejor tradición mitrista. Luego de una breve introducción se lee:

"Estas son las diez propuestas que podrían acarrear mayores consecuencias a nivel nacional e internacional". En orden de importancia, de arriba hacia abajo, se enumeran una a una seguidas de una breve descripción: 1) La construcción de un muro; 2) Anular las medidas de Barack Obama en materia de inmigración; 3) Prohibir la entrada de refugiados; 4) Adiós al TTP; 5) Renegociar el TLCAN; 6) Cancelar fondos de lucha contra el cambio climático; 7) Represalias contra China; 8) Nombrar un nuevo juez para la Corte Suprema; 9) Limitar los mandatos de los congresistas; y 10) Una ley para reducir los impuestos a la clase media.

Cuatro imágenes acompañan la nota: en una de ellas Trump celebrando durante uno de sus múltiples discursos de campaña; otra en el encuentro con Obama luego de su triunfo. Las restantes dos, las que se aprecian en este apartado.



Epígrafe que acompaña la imagen: "Manifestación contra Donald Trump".

Ahora bien, qué explica el diario La Nación de las diez propuestas. Sobre la número 2: "Obama usó su poder para en 2014 ampliar el plan DACA y promulgar otras medidas, que nunca llegaron a entrar en vigor y que la demócrata Hillary Clinton había prometido defender". Adviértase lo de "demócrata" y el heroico papel de la candidata de Wall Street. Sobre la número 4: "Trump cree que el TPP perjudica a los intereses estadounidenses y ha prometido rechazarlo, una acción que podría poner en peligro la vida del acuerdo o que dejaría a Estados Unidos fuera de la escena comercial internacional, en caso de que el resto de países sigan adelante". Adviértase el increíble concepto de un "EE.UU. aislado del mundo".

Sobre la número 5, una perlita. La explicación dice así: "El republicano quiere renegociar el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN o NAFTA), un acuerdo firmado hace 20 años por los presidentes de Canadá, México y Estados Unidos, y al que Trump culpa de la pérdida de empleos y del cierre de empresas que se desplazan a los países vecinos para abaratar costes". No obstante, lo más interesante de este punto es la imagen elegida para acompañar el citado texto:



El epígrafe de la foto: "Una manifestación contra Donald Trump, luego de su victoria electoral". Pero no se trata de cualquier manifestación, sino de latinos, muy posiblemente mexicanos. ¿Será el mensaje que los latinos residentes en EE.UU. prefieren la continuidad del TLC con México?

A propósito, apenas conocida la victoria de Trump, una cantidad inmensa de canales de televisión se apostaron en las embajadas de México en EE.UU. Había que entrevistar urgentemente al embajador sobre la inminente crisis humanitaria de inmigrantes deportados. Otro enfoque muy distinto hubiese sido tomarse el trabajo de conversar con el embajador sobre los ingentes beneficios que el fin del nefasto acuerdo de libre comercio, según prometió Trump, representará para el pueblo mexicano, su economía y los precios de sus alimentos.

Por último, destacamos la explicación de la propuesta número 6. Dice así: "Si realmente EE.UU. no aporta dinero, correría peligro el importante Fondo Verde de adaptación del Acuerdo de París, que está pensado para ayudar a las economías que están sufriendo el cambio climático y permitir que se preparen tecnológicamente con la intención de "saltar" hacia una producción más limpia". Donald Trump ha rechazado públicamente una y mil veces los argumentos del fundamentalismo ambiental sobre el cambio climático, y con ella, la política de incorporar masivamente energías eólica y solar (renovables intermitentes) a la matriz eléctrica. Denunció incluso el negociado multimillonario detrás de la burguesía "verde" y su Fondo de adaptación que está invadiendo de paneles solares y molinos de viento a las naciones ricas en petróleo y gas de África, de tal forma que no consuman sus recursos para exportarlos en mayor cantidad (lo cual significa electricidad más cara).

Esta posición de Trump no deja de ser una gran barrera a las ambiciones de Greenpeace y la industria petrolera en la Argentina (ver bibliografía). Mucho menos lo es para la administración macrista cuya única "lluvia de dólares" hasta el momento proviene de las empresas adjudicatarias del Plan RenovAr.

Ramonet y las 7 propuestas censuradas de Trump
Pero como claramente el diario La Nación desinforma sobre las propuestas de fondo y más trascendentales de Donald Trump, a continuación y de la pluma de Ignacio Ramonet veamos cuales son en verdad.

Luego de una introducción en la que el mismo Ramonet cae presa de la "campaña del miedo", equivocadamente además relacionando el nacionalismo del Tea Party con el presidente electo, el célebre periodista describe sus siete propuestas claves que la prensa hegemónica del terrorismo financiero y militar ocultaron al mundo. Por su poder de síntesis las transcribimos casi textualmente (ver bibliografía):

1) Los periodistas no le perdonan, en primer lugar, que ataque de frente al poder mediático.

2) Otra razón por la que los grandes medios atacaron con saña a Trump es porque denuncia la globalización económica, convencido de que ésta ha acabado con la clase media. Según él, la economía globalizada está fallando cada vez a más gente, y recuerda que, en los últimos quince años, en Estados Unidos, más de 60.000 fábricas tuvieron que cerrar y casi cinco millones de empleos industriales bien pagados desaparecieron.

3) Es un ferviente proteccionista. Propone aumentar las tasas sobre todos los productos importados. "Vamos a recuperar el control del país, haremos que Estados Unidos vuelva a ser un gran país" ... Partidario del Brexit, Donald Trump ha develado que, una vez elegido presidente, tratará de sacar a EE.UU. del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA por sus siglas en inglés). También arremetió contra el Acuerdo de Asociación Transpacífico (TPP por sus siglas en inglés), y aseguró que, de alcanzar la Presidencia, sacará al país del mismo "El TPP sería un golpe mortal para la industria manufacturera de Estados Unidos".

4) Rechaza los recortes neoliberales en materia de seguridad social. Muchos electores republicanos, víctimas de la crisis económica del 2008 o que tienen más de 65 años, necesitan beneficiarse de la Social Security (jubilación) y del Medicare (seguro de salud) que desarrolló el presidente Barack Obama y que otros líderes republicanos desean suprimir. Trump ha prometido no tocar a estos avances sociales, bajar el precio de los medicamentos, ayudar a resolver los problemas de los "sin techo", reformar la fiscalidad de los pequeños contribuyentes y suprimir el impuesto federal que afecta a 73 millones de hogares modestos.

5) Contra la arrogancia de Wall Street, Trump propone aumentar significativamente los impuestos de los corredores de hedge funds que ganan fortunas, y apoya el restablecimiento de la Ley Glass-Steagall. Aprobada en 1933, en plena Depresión, esta ley separó la banca tradicional de la banca de inversiones con el objetivo de evitar que la primera pudiera hacer inversiones de alto riesgo. Obviamente, todo el sector financiero se opone absolutamente al restablecimiento de esta medida.



Publicada en junio de 2016, la nota de la CNBC comienza diciendo que "Wall Street no está contento. Un asesor de primer nivel del precandidato republicano Donald Trump aseguró el lunes que el partido quiere reimplantar la Glass-Steagall, una legislación de la época de la Depresión que fue diseñada para prevenir la aparición de los grandes bancos en calidad de supermercados. Pero la ley fue derogada en 1999". Más adelante, el artículo se encarga de recordar que dicha normativa fue derogada por Bill Clinton, a la sazón esposo de Hillary.

6) En política internacional, Trump quiere establecer una alianza con Rusia para combatir con eficacia a la Organización Estado islámico (ISIS por sus siglas en inglés). Aunque para ello Washington tenga que reconocer la anexión de Crimea por Moscú.

7) Trump estima que con su enorme deuda soberana, los Estados Unidos ya no disponen de los recursos necesarios para conducir una política extranjera intervencionista indiscriminada. Ya no pueden imponer la paz a cualquier precio. En contradicción con varios caciques de su partido, y como consecuencia lógica del final de la guerra fría, quiere cambiar la OTAN: "No habrá nunca más garantía de una protección automática de los Estados Unidos para los países de la OTAN".

Del "¿Queremos seguir como estamos o no?" a la pregunta de Cristina Kirchner
Cerremos este informe con los últimos párrafos de la ya citada nota de Roberto Centeno: "La brecha existente entre las élites que se apropian del grueso de la riqueza creada y el pueblo no cesa de crecer, y la historia demuestra que eso no puede mantenerse indefinidamente… "En 1901, el asesinato del presidente McKinley convirtió en presidente a Theodore Roosevelt -era el vicepresidente-, otro populista de derechas, aunque logró la reelección en 1904. Fue el primer triunfo del pueblo contra el establishment, entendiendo por tal las élites y la gente bien colocada. Roosevelt fue manifiestamente hostil hacia los grandes grupos empresariales y responsable de las leyes antimonopolio que acabaron con la todopoderosa Standard Oil de Rockefeller, con el imperio financiero de JP Morgan, o el industrial de Carnegie o Mellon".

Y cierra así su oportunísimo artículo: "Como explica el GEES (Grupo de Estudios Estratégicos), el think tank más antiguo de España, solo hay una pregunta relevante para las elecciones norteamericanas y para la sucesión de elecciones en Europa en 2017 -Holanda, Francia, Alemania…-. ¿Queremos seguir como estamos o no? ¿Queremos que un 1% de la población se siga llevando el 90% de la riqueza? ¿Queremos seguir como en España con el infierno fiscal a que se ha sometido a la clase media y la clase trabajadora y que irá a peor, para mantener un modelo de Estado infinanciable y corrupto hasta la médula?".

Y del "¿Queremos seguir como estamos o no?" a la disyuntiva planteada por Cristina Fernández en su histórico discurso del 13 de abril -y de ahí en más prácticamente en cada intervención pública de la que participa-: "[Preguntémonos entre ciudadanos] cómo le está yendo; si le está yendo mejor que antes o peor", porque "ese es el punto de unidad de los argentinos: reclamar por los derechos que les han arrebatado".

Volviendo a EE.UU., la democracia ficticia del Partido Demócrata le arrebató a las clases populares estadounidenses infinidad de derechos, y les suprimió las más elementales garantías en favor de una vida digna. El "punto de unidad" de la mitad de los votantes estadounidenses fueron las propuestas de gobierno de Donald Trump.

Como afirmó recientemente la ex Presidenta en acto en la Universidad Nacional Arturo Jauteche y mencionamos en la introducción, vaya si el triunfo de Trump expone a flor de piel el anacronismo y conservadurismo del modelo macrista y su oligocracia (democracia para las élites domésticas). La oligocracia de Obama, y que habría de profundizar Clinton, fue extinguida en las urnas por decenas de millones de estadounidenses desilusionados, excluidos y despojados.

Mi reino por un Trump "moderado" y la revancha de Marx
El mismo día que diario La Nación calificaba de "polémicas" -como toda la prensa occidental- las propuestas de gobierno del nuevo presidente estadounidense, divulgaba en una nota contigua las declaraciones del Jefe de Gabinete Marcos Peña: "Todo el planeta está esperando ver si Trump va a ser el de la campaña o uno más moderado". Primero, un lujo político y cultural histórico que el pueblo argentino no puede desaprovechar: el hecho de que el diario La Nación tilde de "polémico" el plan de gobierno de un presidente estadounidense. Al respecto, desmerecer que el house organ de la oligarquía argentina cuestione al "populista de derechas" Trump por no tratarse del candidato de la "izquierda" (Sanders) es tan erróneo como atacar la génesis de un capitalismo autóctono en nombre de la revolución proletaria y socialista. Segundo, con la frase de Marcos Peña la administración macrista no está expresando otra cosa que su terror de quedar expuesto en la anarquía de mercado que rige los destinos de la Patria desde el 10 de diciembre a esta parte, rezando que Trump siga los pasos de Macri: traicionar a sus votantes al incumplir todas y cada una de sus propuestas o promesas de campaña.

Como sea, el Poder Financiero que respaldó a Hillary Clinton y que tiene en Mauricio Macri a uno de sus mejores paladines al sur de su Patio Trasero, recibió un durísimo golpe -y habrá que ver si no se trata de la primera gran derrota del siglo XXI con el discurrir del nuevo gobierno estadounidense-. De hecho, de confirmarse la derrota del imperialismo en la nación más avanzada del globo (contrario a la tesis de Lenin, es decir, justamente en el eslabón más fuerte de la cadena imperialista mundial), sin dudas que será la revancha histórica de Carlos Marx, proyectándolo como insuperable genio de los genios jamás parido por la especie humana en toda su existencia.

Por el momento y sin embargo, se trata de una excelente noticia para los impulsores y defensores del Consenso de Mar del Plata. E inversamente, una muy mala para los enemigos que este Consenso tiene en el Plata, ya que el inaudito endeudamiento al que nos están sometiendo -vital para que el terrorismo financiero no les retire el apoyo- vuelve a peligrar como nunca antes y con igual gravedad como desde el triunfo popular ante Naciones Unidas en materia de reestructuración de deudas soberanas.

Conclusiones
"Trump puede convertirse en el Perón de los Estados Unidos", tituló en agosto el Financial Times. Leemos: "Es irónico que supuestamente América latina está rechazando a los líderes populistas al mismo tiempo que Europa y Estados Unidos están abrazándolos. La región experimentó un cambio crucial el año pasado. Los argentinos eligieron a un presidente centrista pro negocios Mauricio Macri. Brasil canalizó su enojo popular por la corrupción estatal haciéndole un juicio político a Dilma Rousseff, un proceso que culmina después de los Juegos Olímpicos de Río. La socialista Venezuela está al borde del derrumbe. Los populistas sobreviven únicamente en Nicaragua, Bolivia y Ecuador, donde Rafael Correa es un extraño líder extranjero que respalda a Trump".

Por su parte, el diario El País se queja afirmando que "Trump emula a Ortega, Maduro y Putin", además de considerarlo un "ignorante, inculto y mentiroso".



Nota aparecida el 10 de noviembre, firmada por uno de los columnistas estrellas del diario español. En su primer párrafo, el generalizado desconcierto ultra-conservador planetario: "Una de las características de nuestro tiempo es que el populismo no es propio de un país, de una región o de un continente; tampoco de una ideología, pues se da en los partidos políticos tanto de izquierda como de derecha. El Populismo se ha convertido en un fenómeno universal: existe en Europa, en Asia, en América Latina y, a partir de ayer, también en los Estados Unidos".

Qué agregar sino una hermosa y esperanzadora mueca de felicidad, mas no por la insólita comparación con Perón, Maduro o Putin -la comparación correcta sería en todo caso Roosevelt o Eisenhower, en el mejor de los casos-, sino por la ventaja que a los pueblos oprimidos de la Patria Grande daría un Trump cumplidor de sus promesas, debilitando al único enemigo y aliado estratégico de las oligarquías nativas, balcanizadoras y antipopulares de nuestra región: el terrorismo financiero y especulador occidental, sus interminables ansias imperialistas, su sed voraz por nuestras riquezas y recursos estratégicos, y su incesante fuente de dinero para monopolizar medios de comunicación y corromper jueces y parlamentarios (pilares de los golpes de Estado en lo que va del siglo XXI).



Bibliografia
Hillary Clinton y la muerte de Kadaffi
http://www.dailymail.co.uk/news/article-2051826/We-came-saw-died-What-Hillary-Clinton-told-news-reporter-moments-hearing-Gaddafis-death.html

The Guardian sobre las muertes producto de la invasión a Libia
https://www.theguardian.com/commentisfree/2011/oct/26/libya-war-saving-lives-catastrophic-failure

Russia Today a Julian Assange
https://actualidad.rt.com/actualidad/222858-assange-clinton-figura-clave-destruccion-libia

Contribuyentes de Hillary Clinton
http://www.truth-out.org/speakout/item/32165-comparing-hillary-clinton-s-top-donors-to-bernie-sanders-top-donors

Clinton y relación con el golpe de Estado en Brasil
http://www.counterpunch.org/2016/05/04/hillary-clinton-and-wall-streets-neoliberal-war-on-latin-america/

WikiLeaks sobre Clinton en Brasil
http://www.mintpressnews.com/wikileaks-brazils-acting-president-michel-temer-us-diplomatic-informant/216425/

Clinton y el Grupo Bilderberg
http://www.huffingtonpost.co.uk/entry/bilderberg-group-conspiracy-theories-brexit-trump-and-nazis_uk_575802a7e4b01828d3801247

The Political Insider y los WikiLeaks sobre Clinton y el ISIS
http://www.thepoliticalinsider.com/wikileaks-confirms-hillary-sold-weapons-isis-drops-another-bombshell-breaking-news/

Clinton reconociendo su voto favorable a la guerra en Irak, 2003
http://www.realclearpolitics.com/video/2016/09/07/hillary_clinton_voting_for_iraq_war_was_from_my_perspective_my_mistake.html

Colin Powell y su voto por Clinton
http://www.salon.com/2016/10/25/iraq-war-architect-colin-powell-is-voting-for-hillary-clinton-along-with-major-right-wing-hawks/

Sobre la campaña del miedo contra Trump y Rusia
https://actualidad.rt.com/actualidad/214261-rusia-tema-principal-elecciones-eeuu

Trump sobre el intervencionismo estadounidense en Medio Oriente
https://actualidad.rt.com/actualidad/195946-trump-eeuu-oriente-mundo-seguro-terrorismo

Artículo de Roberto Centeno
http://blogs.elconfidencial.com/economia/el-disparate-economico/2016-10-17/elecciones-usa-el-establishment-contra-el-pueblo_1275682/

Clinton en el golpe de Honduras
http://www.democracynow.org/2016/4/13/hear_hillary_clinton_defend_her_role

Clinton en el golpe de Honduras y la crisis colombiana de 2008
http://www.nydailynews.com/news/national/gonzalez-clinton-policy-latin-american-crime-story-article-1.2598456

Crisis migratoria en Europa, últimas cifras de muertos y desaparecidos
http://www.larazon.es/internacional/cerca-de-239-inmigrantes-desaparecidos-en-dos-naufragios-en-el-mediterraneo-MP13859775

Cifras de refugiados producto de la guerra de Kosovo
https://migration.ucdavis.edu/mn/more.php?id=1801

Trump sobre la OTAN
https://actualidad.rt.com/actualidad/204579-trump-eeuu-pagar-demasiado-otan-estafar

Trump sobre el error de la intervención militar de EE.UU. en Medio Oriente
https://actualidad.rt.com/actualidad/195946-trump-eeuu-oriente-mundo-seguro-terrorismo

Diario La Nación sobre las 10 promesas de Trump
http://www.lanacion.com.ar/1955419-las-10-promesas-de-donald-trump-para-sus-primeros-100-dias-de-gobierno

Ignacio Ramonet sobre las censuradas propuestas Trump
https://desinformemonos.org/las-7-propuestas-donald-trump-los-grandes-medios-censuraron-explican-victoria/

CNBC sobre Trump y su propuesta de volver a implementar la Glass-Steagall
http://www.cnbc.com/2016/07/19/glass-steagall-wall-street-is-not-happy-with-donald-trump.html

Declaraciones de Marcos Peña sobre Trump
http://www.lanacion.com.ar/1955390-marcos-pena-todo-el-planeta-esta-esperando-ver-si-trump-va-a-ser-el-de-la-campana-o-uno-mas-moderado

El Financial Times y su comparación Trump-Perón
https://www.ft.com/content/9a4046aa-5e43-11e6-bb77-a121aa8abd95

Diario El País sobre el "populista" Trump
http://internacional.elpais.com/internacional/2016/11/10/america/1478797135_723369.html

OETEC (08/11/2016) La "pesada herencia" en renovables y la velocidad de diversificación de la matriz
http://www.oetec.org/nota.php?id=2172&area=1

OETEC (25/10/2016) Energía eólica: las lecciones del "mundo" y el plan RenovAr
http://oetec.org/nota.php?id=2148&area=1

OETEC (21/10/2016) Metas Nacionales de Energías Renovables 2018-2025. Implicancias de una masiva incorporación de renovables "intermitentes"
http://www.oetec.org/nota.php?id=2139&area=1