ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Medios de Comunicación y Estructura de la Información

| Artículos de opinión

¡A celebrar!... que los apátridas de siempre lloran y lloran

Autor | Federico Bernal


Conflictos de Interes
El autor manifiesta conflictos de interés: el amor por YPF renacionalizada


Palabras Claves
YPF, Repsol, acuerdo, compensación, 5.000 millones de dólares, Lanata, Montamat, Bernal, renacionalización, soberanía



22-02-2014 | Mientras se escribían estas líneas, ni YPF ni Repsol habían emitido comunicado oficial alguno dando cuenta del acuerdo definitivo y los montos finales de la compensación por la expropiación del 51% de las acciones de YPF. Apareció en cambio y publicado en el día de ayer en el portal de Repsol, sección "Información para Accionistas e Inversores", una nota informando que "...las acciones de YPF S.A. e YPF Gas S.A. sometidas al proceso de expropiación, se revalúan... a 5.000 millones de dólares. Por ello, con cargo a los resultados del ejercicio 2013 se registrará un saneamiento de 1.279 millones de euros después de impuestos". ¿Qué opinar al respecto de los trascendidos? ¿Y suponiendo los mismos fueran correctos?...


El reporte aludido de Repsol estaría confirmando que la cifra de la compensación acordada rondaría los 5.000 millones de dólares. Suponiendo esto fuera cierto, el pueblo argentino y el sector de la producción que apuesta a una economía moderna así como a un mercado interno pujante y en expansión pueden estar más que satisfechos. De las cifras irrisorias que Brufau exigía a la Argentina -antes y luego de presentada la demanda ante el CIADI- a los 5.000 millones de dólares pagaderos a largo plazo y, según también trascendió, en bonos, existe una diferencia abismal y sumamente favorable a nuestro país.

Llegado este punto conviene prestar especial cuidado a las críticas falaces, sesgadas e inconsistentes que ya nos llegan promocionadas por los medios, cuando no, del atraso y la exclusión. A propósito del caso, alcanza con escuchar las declaraciones del testigo para El Paso Energy en su demanda a todos los argentinos ante el CIADI, Sr. Daniel Montamat, en la entrevista ofrecida a Lanata en su programa de radio del día de ayer. En su introducción, el periodista principió por decir: "Había dicho nuestro amiguito Axel (¡sic!): ellos nos van a tener que pagar a nosotros. Salió al revés. Nosotros les vamos a tener que pagar a ellos...". Acto seguido, dio paso al entrevistado que esto señaló: "Encabezó bien a la editorial que hizo porque lo primero es recordar (hace pocos meses que lo dijeron) que Repsol iba a tener que pagar y ahora vamos a tener que pagar 5.000 millones de dólares. No esta gestión, Jorge, [sino] ¿quiénes?... los que siguen. Es decir, primera reflexión: la gesta ésta soberana, que llevó unos días de fiesta, bueno, le va a salir al que viene 5.000 millones de dólares". Indignante, aunque totalmente lógica la opinión de quien es capaz de ofrecer sus servicios como perito para una compañía extranjera que demanda a su propio país. Ahora bien, ¿realmente dijo Kicillof lo que dicen que dijo? Siquiera se tomaron la molestia de buscar la versión taquigráfica de la histórica jornada del 17 de abril en el Senado. Dijo el "amiguito" de Jorgito: "No les vamos a pagar lo que ellos dicen, como quiere el señor Brufau: 10.000 millones de dólares".

En fin, el pueblo argentino esté advertido de estos inescrupulosos, que vaya uno a saber para quien laboran (Repsol celebra el acuerdo, como se advierte del brinco de sus acciones y de un artículo de El País de ayer donde se lee: "más positivo para los accionistas será el hecho de que, con el acuerdo con Argentina, Repsol cierra un conflicto que dura ya dos años"). La compañía española celebra el acuerdo a pesar de semejante pérdida multimillonaria y, fundamentalmente, empero de haber sido compensado por muchísimo menos de lo reclamado.

Pero no son los 5.000 millones lo que debería quitar el sueño a los argentinos y argentinas; mucho menos los apátridas de la calaña de Montamat y Lanata (pasa que la indignación que provocan es incontrolable). De hecho, no hay nada que deba preocuparnos. La recuperación de la empresa energética más importante del país, y con ella, la consolidación de la seguridad jurídica ciudadana es el feliz resultado de la renacionalización de YPF. Y sabemos, además, que a mayor soberanía mayor control popular de nuestro presente y destino como nación.



Bibliografia
- Entrevista Lanata a Montamat http://www.youtube.com/watch?v=JtYSWwAqmhs

- El País http://economia.elpais.com/economia/2014/02/21/actualidad/1392971341_756565.html