ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Desarrollo socioeconomico y Geopolitica del Desarrollo

| Artículos de opinión

¿Qué pasa con las naftas en Uruguay y Chile cuando los precios del petróleo bajan?

Autor | Federico Bernal


Conflictos de Interes
El autor no manifiesta conflictos de interés


Palabras Claves
Chile, Uruguay, ANCAP, ENAP, YPF, Aranguren, Shell, tarifazo, precios de los combustibles, combustibles, precio internacional, crudo refinable, parque de refinación, costos de refinación, sistema impositivo, MEPCO, devaluación, baja en los combustibles



31-10-2017 | Debemos recordar, en primer lugar, que a diferencia de lo sugerido por el presidente Macri en cuanto a un futuro con precios internacionales del petróleo a la baja, la tendencia para 2018 se proyecta leve a moderadamente al alza. De hecho, desde que hizo público su predicción -el pasado 23 de octubre, en conferencia de prensa- los precios ya subieron un 4% (al lunes 30 de octubre). No obstante, si efectivamente se registrasen bajas el impacto en los precios de los combustibles será nulo o, en el mejor de los casos, insignificante. ¡Y se suponía que debía ser justamente este el gran beneficio de nuestra apertura al mundo en materia de combustibles! En este informe, un repaso a los vecinos Chile y Uruguay a propósito de esta cuestión, por tratarse de países con esquemas de combustibles cuyos precios dependen de la cotización internacional del petróleo. Pedimos al lector, antes de comenzar la lectura del presente informe, abra el video que insertamos apenas debajo. Se trata de un reporte de la CNN-Chile con el testimonio de ciudadanos y una explicación de expertos de por qué caídas en el precio del petróleo no desembocaron en una disminución proporcional en los precios de las naftas (bencinas, para los chilenos). Pero no terminan aquí las malas noticias para los argentinos y las argentinas. En Chile, mal que mal, hay una activa presencia estatal que regula y monopoliza el sector de la refinación y comercialización. Igual en Uruguay. Así que imagine el ciudadano argentino el panorama que tiene por delante…



Fuente: CNN Chile, 21 enero de 2016. Título del reporte "La percepción de los conductores es que la gasolina cae muy poco en relación al crudo". Las caídas internacionales de los precios del petróleo y los combustibles y su traslado al precio de venta de las naftas vendidas en Chile son insignificantes para el bolsillo de los consumidores.

Cuando baja el petróleo… ¿qué pasa con las naftas en Uruguay?
El país vecino presenta un esquema abierto al mundo en materia de precios de los combustibles. Ello es consecuencia de su absoluta dependencia del crudo refinable extranjero. En otras palabras, su parque de refinación (compuesto por una refinería, propiedad de ANCAP) no puede consumir petróleo extraído del subsuelo uruguayo porque carece de tal hidrocarburo. No obstante, y como se verá más adelante, no se trata de un sistema tan abierto ni desregulado como el adoptado por la Royal Dutch Shell (léase, Ministerio de Energía) en la Argentina.

Entre infinidad de ejemplos de prensa a lo largo de los últimos años, destacamos:


Fuente: El Observador, 21 de diciembre de 2015.

Se lee (subrayados nuestros): "Cuando el barril del petróleo bordeó los US$ 150 por barril a mediados de 2008, un litro de nafta Súper costaba en Uruguay $ 33,7 por litro. Hoy con un crudo Brent a menos de un cuarto de ese valor (US$ 37 por barril) el mismo litro de gasolina cuesta al público $ 42,5… Cada noticia diaria que llega de los mercados internacionales anunciando un nuevo mínimo del petróleo, termina crispando el mal humor de los empresarios y consumidores uruguayos, que consideran que ese desplome del commodity no se traslada a su bolsillo debidamente".


Fuente: América Económica, 3 de enero de 2016.

Se lee: "El margen o la ilusión que existía en los uruguayos para ver una rebaja de los combustibles a principios de enero antes de salir de vacaciones terminó por derrumbarse cuando los ministros de Industria, Carolina Cosse, y Economía, Danilo Astori, anunciaron -en el marco del plan para capitalizar a intervenir la gestión de ANCAP- que no estaban en los planes del gobierno introducir cambios en las tarifas de las naftas en el corto plazo. Esto pese a que el crudo en pesos para la empresa cerró el trimestre octubre-diciembre 10% por abajo de su paramétrica de costos. En tanto, si se toma el último día de diciembre, el petróleo estaba 27% por debajo de la referencia de ANCAP".


Fuente: Consultora CPA Ferrere.

Dos gráficos demostrando que la caída en los precios del petróleo (derecha) no es proporcional a la caída en los precios de los combustibles (izquierda). Se lee: "La evolución reciente de las variables en cuestión muestra que los precios de referencia para nafta y gasoil no acompañaron la fuerte caída que registró el precio del petróleo, que bajó 60% desde mediados de 2014".

Si una caída histórica como la de fines de 2014 no se trasladó proporcionalmente al precio de las naftas, de seguro ninguna otra caída lo hará.

Cuando baja el petróleo… ¿qué pasa con las naftas en Chile?
Al igual que Uruguay, los precios de los combustibles en Chile dependen de la cotización internacional del petróleo y de los combustibles. Y es lógico, ya que, como la nación oriental, el 100% del crudo utilizado por el parque de refinación chileno es importado. No obstante, y como se verá en el siguiente apartado, el sistema trasandino está mucho menos desregulado que el aplicado por la Royal Dutch Shell en la Argentina. Debajo, algunos ejemplos entre innumerables.

En este programa de TV se remarcaba la distancia entre la caída del 32% en el precio del petróleo, pero sólo del 8% en el precio de las naftas. Es decir, un cuarto (video, en bibliografía):


Fuente: Canal 24hs, enero de 2016.


Fuente: Emol-Economía, 25 de agosto de 2015.

Se lee: "… el precio del petróleo WTI, que es el que sirve de referencia para el mercado local, ha caído US$ 21,27 desde junio tocando mínimos desde 2008, cuando partió la Gran Recesión. Sin embargo, el precio de las bencinas en Chile recién la semana pasada descendieron, luego de 12 semanas consecutivas al alza".

Este caso es aún peor: cae el petróleo mientras que las naftas crecen. Claro que aquí incide un factor externo al precio internacional. Para comprenderlo, repasemos todos los factores que pueden afectar el traslado a precios de bajas en la cotización del WTI.

Factores que amortiguan o frenan las bajas en los combustibles en Uruguay y Chile
Las razones son varias y todas se aplican a la Argentina, aunque, como veremos en el próximo apartado, la virulencia de la naturaleza aperturista y desreguladora en nuestro país exacerbará todos y cada uno de estos factores, sin contar la particular y desgraciada situación argentina de estar su política energética en manos de una multinacional extranjera.

Los cinco factores que amortiguan o frenan las bajas de los combustibles frente a caídas en los precios internacionales del petróleo son:

1) Los esquemas en materia de combustibles que dependen del "mundo" tienen sistemas impositivos que atenúan el impacto de las subas del precio internacional en los precios locales de los combustibles, aunque también atenúan las bajas. En Chile, por ejemplo, ese sistema se denomina MEPCO:


Fuente: Cooperativa, 26 de enero de 2016. El MEPCO se puso en marcha a mediados de 2014. Cuando los combustibles aumentan, subsidia el precio para los usuarios y amortigua subas. Cuando baja el precio del petróleo, se retoca hacia arriba para recaudar más dinero a los efectos de atenuar futuros incrementos.

2) La amortiguación de los sistemas impositivos ante las fuertes bajas es tanto mayor cuanto mayor es el peso de los compromisos de la deuda. Aquí, el ejemplo uruguayo (leer epígrafe debajo):


Fuente: Seminario El Bocón, 12 de mayo de 2017. Se lee (subrayado es nuestro): "… resulta que ahora el precio del crudo del petróleo en los últimos 4 meses bajó más de un 40% el precio real impuesto en el Uruguay… Claro que hacerme la pregunta de por qué no bajan los combustibles sería una interrogante digna de un tonto… Fíjense ustedes que un 42% del precio de los combustibles son impuestos, son tributos que el sistema político le pone al precio para recaudar... El Estado tiene un costo de mantenimiento, pero tiene también una deuda externa que se generó desde antes de la Dictadura militar, pero que se ha multiplicado como nunca en los últimos 15 años, en el Gobierno de Jorge Batlle y en los 10 años del Frente Amplio, que hoy por hoy solo pagar los intereses se hace casi imposible".

3) Los esquemas que dependen del "mundo" se basan no solamente en los precios del petróleo, sino también en el de los combustibles. Puede ocurrir que bajen los primeros, pero no los segundos (incluso, que aumenten).

4) Variaciones en el tipo de cambio e inflación. Procesos devaluatorios pueden neutralizar y hasta revertir las disminuciones en los precios de los combustibles como consecuencia de bajas en la cotización del crudo internacional. Igual efecto para el índice de precios al consumidor (inflación).

5) A su vez, la devaluación y la inflación impactan en los costos de refinación, importante componente del precio del combustible. Como los costos están en dólares, ya que el crudo refinable es importado, bajas en la cotización no pueden trasladarse proporcionalmente a los precios de los productos elaborados ya que los costos de las refinerías son en moneda nacional.

Estos cinco factores, con distinto grado de incidencia y simultaneidad, impiden que las disminuciones en los precios del petróleo internacional se expresen en iguales proporciones en los precios de los combustibles vendidos localmente.

Uruguay y Chile a la izquierda de la Argentina
En las naciones analizadas, el esquema "abierto al mundo" de los combustibles no lo es tanto en realidad; mucho menos si hemos de compararlo con la Argentina bajo influjo energético de la Royal Dutch Shell y socias menores.

En Uruguay y Chile, a pesar de tener esquemas atados a los precios internacionales -por ser países sin petróleo-, las empresas estatales ANCAP y ENAP fijan los precios de los combustibles en el mercado doméstico, regulan las utilidades del sector y las cuotas de refinación.

Asimismo, son las responsables (monopolio) de las importaciones tanto de crudo como de combustibles; y lo mismo vale para la refinación: en Uruguay, ANCAP la monopoliza ya que posee la única refinería del país (La Teja). Por su parte, el 80% de la refinación en Chile es propiedad de la estatal, que además distribuye a las distribuidoras (Shell, Petrobras, etc.). Y como último y significativo dato: ENAP vende a las distribuidoras el 98,3% de las naftas consumidas en el país (su participación a nivel total de combustibles es del 57%).

En suma, se trata de esquemas de dependencia foránea de crudo y combustibles, pero en presencia de monopolios estatales en materia de importación, refinación, distribución, comercialización y fijación de precios.

En la Argentina, administrada por Macri y energéticamente gestionada por el Grupo Shell (en cabeza de un cartel de empresas con poder ministerial), el esquema es igualmente abierto ya que dependerá de la cotización internacional del petróleo y de los combustibles, pero en ausencia completa de regulación y presencia del Estado a través de la petrolera YPF (dejó de existir como testigo desde diciembre de 2015).

En nuestro país, las empresas fijarán los precios que se les antoje, empresas que refinan y comercializan su propio combustible, con algunas de las principales privadas incluso integradas (Axion y Petrobras).

Exacerbación de los factores negativos en la Argentina macrista
De los cinco factores que en Uruguay y Chile amortiguan o frenan el traslado proporcional de las caídas del petróleo WTI a los precios de los combustibles, podemos inferir lo siguiente: en la Argentina de Macri y de la supremacía Shell, los cinco factores mencionados estarán potenciados en cuanto a sus efectos amortiguadores sobre las bajas en el WTI. Enumeramos por qué:

1) Sistema impositivo. Es probable que, como en las naciones aludidas, la administración Macri utilice este factor para frenar subas y atemperar bajas. Sin embargo, habrá un fuerte sesgo atemperador dado el nivel de endeudamiento de la economía argentina.

2) De mantenerse la tendencia creciente en cuanto a importaciones de combustibles, así como la caída en la producción doméstica de petróleo refinable, los precios internacionales de los combustibles incidirán de forma progresiva en los precios locales.

3) Si los procesos devaluatorios e inflación en Chile y Uruguay suavizan los beneficios asociados a menores precios internacionales del petróleo, imagínese en la Argentina y su ritmo devaluatorio. Igual con el índice de precios al consumidor que no logra ser controlado por la administración Macri.

4) En cuanto a los costos de la refinación, importante componente del precio del combustible. En la Argentina, a diferencia de Chile y Uruguay, los costos de refinación no están regulados ni dependen del Estado, sino que se "fijan" de acuerdo a los balances de las empresas refinadoras.

5) Anarquía energética y ausencia de YPF en calidad de empresa testigo. Como se sabe, Shell ha puesto de CEO al ministro de Energía. En cuanto a las demás empresas, tienen la libertad de fijar los precios que desean en función de vaya uno a saber qué costos. Al tener cerca de la mitad del mercado en manos privadas, pero con una YPF en poder del Grupo Shell (Ministerio de Energía), los precios serán fiel reflejo de una anarquía energética como no se recuerde en la historia.

Conclusiones
Nos han dicho, desde Macri para abajo, que depender del precio internacional del petróleo implica un gran beneficio para los consumidores. El razonamiento que justifica tal posición: si los primeros bajan entonces tendremos combustibles más baratos, en un abaratamiento que compensará tanto o más las subas registradas desde diciembre de 2015. Por tanto, depender del "mundo" es muchísimo mejor que no "depender" dado que el precio del crudo siempre baja (versión hidrocarburífera del "todo lo que sube tiene que bajar").

Pero sucede que en países con esquemas abiertos como son los casos de Uruguay y Chile aquí examinados, las bajas del crudo en el mercado mundial no se trasladan a los precios de los combustibles, o lo hacen insignificantemente (en el mejor de los casos). Y eso que, a pesar de lo que se cree, hablamos de países con mayor regulación y presencia estatal, esto es, un escenario más favorable para la defensa del interés público.

Cabe preguntarse entonces: si el único beneficio de depender del precio (y los costos) del petróleo estadounidense no existe o es imperceptible, ¿para qué depender del petróleo extranjero, máxime cuando -y a diferencia de Uruguay y Chile- entre el 97% y el 99% del crudo utilizado por nuestro parque de refinación es obtenido de nuestro subsuelo? ¿Para qué importar dependencia, volatilidad e incertidumbre en algo tan vital al funcionamiento de una economía hogareña, una PyME y la Nación cuando la supuesta única ventaja resulta ilusoria?

Solo nos falta que algún iluminado CEO-funcionario, tal vez el mismo presidente, nos venga a decir que en Chile y Uruguay los precios de los combustibles no bajan tanto porque, a diferencia de nuestro país, allí hay mucho estatismo y aquí nada o camino a "Estado cero". Deberemos inferir pues que nuestras petroleras privadas -las del tarifazo estafador, injusto e injustificado- serán más altruistas para con el pueblo de lo que las empresas públicas ANCAP y ENAP lo son.



Bibliografia
OETEC (30/10/2017) El petróleo WTI ya aumentó 4% desde que Macri declaró ser optimista de que bajaría (23 de octubre)
http://www.oetec.org/nota.php?id=2885&area=1

OETEC (23/10/2017) ¿Por qué los precios de las naftas atados al "mundo" si el petróleo refinable es argentino?
http://www.oetec.org/nota.php?id=2881&area=1

OETEC (17/10/2017) Qué ocurrió hasta ahora y qué sucederá con los hidrocarburos si Cambiemos consolida su poder legislativo
http://www.oetec.org/nota.php?id=2870&area=2

OETEC (11/10/2017) Enero-agosto 2017: mínimo histórico del petróleo argentino en las refinerías del país
http://www.oetec.org/nota.php?id=2852&area=1

OETEC (26/09/2017) Sobre la destrucción de la soberanía energética (liberalización de los combustibles)
http://www.oetec.org/nota.php?id=2830&area=1

OETEC (20/09/2017) Combustibles: radiografía de la desigualdad, la desindustrialización y la anarquía energética
http://www.oetec.org/nota.php?id=2821&area=1

OETEC (12/7/2017) Combustibles y petróleo: el gran desfalco argento-anglo-holandés
http://oetec.org/nota.php?id=2684&area=1

OETEC (5/07/17) Aumentos (la estafa) de los combustibles: consecuencia de la privatización, cartelización, mercantilización y extranjerización de la energía
http://www.oetec.org/nota.php?id=2667&area=1

OETEC (4/07/2017) ¿La noticia (para el pueblo argentino) es que volvieron a subir los combustibles?
http://www.oetec.org/nota.php?id=2661&area=1

Datos sobre Uruguay
https://www.elobservador.com.uy/por-que-los-uruguayos-no-se-benefician-del-petroleo-barato-n710080

http://www.elbocon.com.uy/noticias/articulo/3750/por-que-no-baja-el-precio-de-la-nafta

https://www.americaeconomia.com/negocios-industrias/costo-del-petroleo-cayo-10-en-uruguay-pero-gobierno-descarto-ajuste-de-nafta

http://www.cronicas.com.uy/portada/uruguay-los-combustibles-mas-caros-del-mundo-lo-dana-competitividad/

Datos sobre Chile
http://www.cnnchile.com/noticia/2016/01/21/por-que-la-bencina-no-baja-como-el-petroleor

http://www.24horas.cl/entubolsillo/en-tu-bolsillo-por-que-sube-la-bencina-en-chile-y-baja-en-el-mundo-1901483

http://eltipografo.cl/2014/09/excepcion-de-amortiguacion-del-mepco-genera-malestar-en-gremios-economicos/

http://www.econsult.cl/pdf/Precio-Combustibles/20170825CombustiblesJueves31Agosto2017.pdf

http://www.cooperativa.cl/noticias/pais/consumidores/combustibles/dolar-y-mepco-frenan-baja-del-precio-de-bencinas-pese-a-sostenida-caida/2016-01-26/065408.html

http://www.eldefinido.cl/actualidad/pais/4155/Por-que-la-bencina-sube-en-Chile-mientras-baja-en-el-mundo/

www.cpaferrere.com/novedades/noticias/el-precio-de-los-combustibles-en-uruguay/documentos/informe-combustibles-cpa-ferrere.pdf

http://www.latercera.com/noticia/chile-tercer-paiscon-precio-mas-alto-bencinas-la-region/