ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Energia

| Artículos de opinión

Así genera energía el granero del mundo: Limones y cebollas sí; carbón, represas y centrales nucleares no

Autor | Federico Bernal


Conflictos de Interes
El autor no manifiesta conflictos de interés


Palabras Claves
Plan RenovAr, limones, cebolla, Iguacel, granero del mundo, Julio De Vido, Complejo Carboeléctrico, Río Turbio, Chihuido, represas en Santa Cruz, centrales nucleares, energía, desarrollo, federalismo, industrialización, Plan Energético Nacional, Ministerio de Planificación



16-07-2018 | Aunque más lento de lo previsto, la incorporación masiva de energías eólica y solar, altamente ineficientes e importadas en más del 95% de las adjudicaciones, no detiene su marcha. Nos referimos al Plan RenovAr y las centrales que, en abrumadora mayoría, han quedado en manos de empresas extranjeras y fondos de inversión. Los beneficios industriales, científico-tecnológicos, en materia de "empleo de calidad" e, incluso, energéticos y medioambientales son nulos para el país. En dicho plan, se encuentran también la biomasa y el biogás, con un insignificante 4% y 2% respectivamente (sobre el total adjudicado). A propósito, el CEO-ministro Iguacel celebró días atrás: "Vamos a generar energía a partir de los residuos de la cosecha de limón, cebolla e industrialización de la madera de quebracho". Su silencio cómplice en cuanto a la suspensión de Chihuido (Neuquén), al inminente freno a las represas en Santa Cruz, al sabotaje al Complejo Carboeléctrico en Río Turbio y a la eliminación de los proyectos cuarta y quinta centrales nucleares, constituye una inmejorable síntesis de "progreso" energético neoliberal.



Fuente: Cuenta de Twitter de Javier Iguacel, 13 de julio de 2018.

Los 240 MW perdidos (saboteados) de Río Turbio
La puesta en marcha de la central se consumó a fines de 2015, a partir de un módulo de 120 MW. El otro módulo, de igual potencia, se dejó terminado en un 80%. El informe de la SIGEN -pedido por Macri en enero de 2016 y finalizado en septiembre de ese año- recoge en su Tomo V las opiniones del entonces inspector de la central quien no sólo reconoció un avance físico del 85% y uno económico del 92,36%, sino que además detalló que las roturas detectadas fueron reparadas por la contratista en tiempo y forma, agregando que la central volvió a funcionar hasta su freno definitivo, es decir, con Mauricio Macri.

El Complejo Carboeléctrico de Río Turbio es una fábrica capaz de convertir al carbón extraído del propio subsuelo en energía abundante y barata para la región y el país, irrigando (contrario al "derrame") empleo y desenvolvimiento socioeconómico donde no lo había o donde lo estaba comenzando a haber.

En términos de generación, el sabotaje del régimen neoliberal implica la pérdida de 240 MW para el Interconectado Argentino. En términos humanos, miles de puestos de trabajo directos e indirectos en riesgo, sin contar con los cientos ya perdidos, sumados a dos poblaciones (Río Turbio y 28 de Noviembre) de aproximadamente 50.000 personas amenazadas en su viabilidad socio-económica.

Los 640 MW perdidos (saboteados) de Chihuido
El Aprovechamiento Multipropósito Chihuido I, recientemente suspendido por el régimen neoliberal, pero demorado desde diciembre de 2015, consistía en una central hidroeléctrica a ser emplazada en el tramo medio del río Neuquén. Sus principales objetivos eran: la generación de energía eléctrica, la regulación del río, la provisión de agua para consumo humano, el riego y el uso industrial. El emprendimiento buscaba incrementar la seguridad aguas abajo frente a crecidas extraordinarias del río Neuquén, mejorar la provisión de agua en períodos secos y realizar un importante aporte de energía eléctrica y potencia al Sistema Argentino de Interconexión (SADI).

La represa iba a contar con una potencia de 637 MW, equivalente al consumo de 600.000 hogares. El aporte de energía eléctrica permitiría al país un importante ahorro (420.000 m3 de gasoil por año) debido a la progresiva transformación de la matriz energética. Las obras en Chihuido I demandarían una inversión pública superior a los 2.000 millones de dólares y que, de acuerdo a lo planificado por la gestión anterior en base a los acuerdos suscriptos con Rusia, organismos financieros de aquel país brindaron un plazo de 20 años con 66 meses de gracia (5 años y medio). Es decir, la central se iba a pagar sola, esto es, con la comercialización de energía, algo similar a lo obtenido con China para los proyectos de aprovechamiento hidroeléctricos en Santa Cruz (Néstor Kirchner y Jorge Cepernic).

Los 1.740 MW perdidos (saboteados) de las represas Kirchner y Cepernic
Con sus 1.740 MW de potencia según el proyecto original, las represas Néstor Kirchner y Jorge Cepernic iban a aportar el equivalente al 4% de la demanda nacional de energía. Las obras iban a generar alrededor de 5.000 puestos de trabajo directos con picos que podrían alcanzar los 7.000, sustituyendo 1.200 millones de dólares en importación de hidrocarburos.

Pero el régimen neoliberal saboteó de entrada esta obra. Como la presión china pudo más, se terminó llegando a un acuerdo, aunque cambiando el proyecto original: de 1.740 MW se pasó a 1.290 MW (26% menos). (1) El ajuste a la potencia conllevó abandonar un proyecto que involucraba ingresos netos de divisas durante los 15 años (repagado con la venta de energía de las centrales a CAMMESA), siendo la República Argentina acreedora de un saldo positivo de divisas por un total de 6.217 millones de dólares. Luego del año 15, hubiera seguido generando el ahorro por sustitución de compra de combustibles en el exterior, ya cumplida la obligación de capital e intereses por el crédito. El ahorro por sustitución de combustibles importados (valores acumulados) para la potencia instalada definida en el proyecto original (1.740 MW) se hubiera ubicado en 10.725 millones de dólares.

Con el nuevo ajuste en ciernes, las represas volverán a quedar en el olvido. Así lo adelantó días atrás el diario La Nación: "… emblemas de la década kirchnerista; hace pocos meses se retomó la actividad, pero ahora el Gobierno evalúa su continuidad por el recorte del déficit fiscal" (ver bibliografía). En el mismo artículo se lee: "A 150 kilómetros de La Barrancosa, el intendente de Puerto Santa Cruz, Néstor González (Frente para la Victoria), confirma que el 20% de la población de la localidad creció atraída por la esperanza de trabajar en la obra". Y también "Guillermo Polke, preside la Federación Económica de Santa Cruz desgrana datos e historias de los comerciantes. Según datos oficiales, en el inicio de las obras 72 empresas locales pudieron prestar sus servicios. Sin embargo, al poco tiempo, se cortó la cadena de pago".

Los 1.740 MW perdidos (saboteados) de las centrales nucleares
El macrismo decidió también suspender oficialmente la construcción de la Cuarta y Quinta Central Nuclear (Atucha III y Atucha IV). La medida no sólo afecta el desarrollo tecnológico nacional e industrial del sector, sino que también aniquila la posibilidad de 5.000 nuevos puestos de trabajo a emplearse de manera directa e indirecta en la construcción de las citadas centrales. El argumento oficial para la suspensión de las obras tiene que ver con un supuesto "ahorro" de 9.000 millones de dólares.

Entre 2006 y 2015, el Plan Nuclear Argentino registró los siguientes beneficios: 1) Formación de una nueva generación de profesionales y técnicos calificados; 2) La recuperación de las capacidades perdidas en la cadena de valor de la industria nuclear; 3) Desarrollo del knowhow y la cadena productiva industrial requeridos para los proyectos actualmente en ejecución (la extensión de vida de la Central Nuclear Embalse, el desarrollo del prototipo CAREM-25 y el Proyecto RA-10, entre otros); 4) Sustitución de importaciones de gas y generación de energía de base con nula emisión de gases de efecto invernadero; y 5) Formación de recursos científico-técnicos e industriales para el inicio de las dos nuevas centrales nucleares de potencia.

Imagínese el lector y la lectora el perjuicio que representa la suspensión de ambas centrales cuando el Proyecto Atucha II, solito, permitió la conformación de una cadena de valor industrial y tecnológica de alrededor de 130 empresas, generando en el sector 5.220 nuevos puestos de trabajo altamente calificados, esto es, un crecimiento del 174% en el número de especialistas (3.000 a 8.220) entre 2003 y 2015.

Conclusiones
Cuando Iguacel -que vino a profundizar la gestión del señor Aranguren- celebra la firma de contratos por 0,72 MW para generar energía eléctrica a partir de residuos orgánicos derivados de la cebolla y restos de pescado, entre otros restos; cuando celebra la generación por 3 MW en base a residuos de la cosecha del limón y otros 6,6 MW gracias a los chips de quebracho, celebra mucho más que la mera firma de nuevos contratos del Plan RenovAr. ¿Qué celebra? El avance del modelo energético de una Argentina pastoril, atrasada y dependiente. En pocas palabras, el modelo energético del granero del mundo: Limones y cebollas sí; carbón, represas y centrales nucleares no.

En cuanto a las centrales saboteadas aquí descriptas, asistimos a un modus operandi similar al aplicado con Atucha II y Yacyretá: abandonarlo todo, que quede en el olvido o que los equipos e instalaciones se vengan abajo solitos para después justificar el cierre definitivo. Tal decisión es pilar de la crisis energética fabricada por el régimen neoliberal para justificar la estafa del tarifazo y, ahora, las imposiciones del FMI.

La suma de la potencia instalada saboteada por el macrismo aquí descripta alcanza los 4.360 MW, esto es, un 12% de la potencia instalada a mayo de 2018. Pero el sabotaje trasciende el plano meramente energético: se propone destruir la asociación entre energía y desarrollo humano; entre energía y federalismo verdadero, productivo e industrial, conforme el espíritu del Plan Energético Nacional lanzando en 2004 y ejecutado por el Ministerio de Planificación hasta 2015.

Obras de infraestructura energéticas alternativas y renovables, de elevada potencia instalada, para la generación de electricidad abundante y barata en manos del Estado paralizadas o anuladas; obras, asimismo, que por su porte implicaban la creación de decenas de miles de puestos de trabajo y un fortísimo y sostenible estímulo comercial, productivo, industrial y científico-tecnológico del mercado interno.

La energía, en suma, como combustible para una Argentina autosuficiente, industrial, social y federalmente justa. En este sentido, cabe recordar la siguiente frase del ex ministro de Planificación Federal, Julio De Vido, en respuesta al diario El País en uno de sus muchos ataques a la política energética de entonces (agosto de 2015): "El espíritu impreso a la energía en el Plan Energético Nacional lanzado por Néstor Kirchner y profundizado por la Presidenta Cristina es de carácter incluyente, esto es, se propone crear y desarrollar sistemas de generación y suministro capaces de entregar electricidad al 100% de la población, a un precio asequible, garantizando el crecimiento económico equilibrado, promocionando la equidad social e irrigando empleo y desarrollo genuinamente federal". Y agregó "Hoy Argentina transita decididamente el camino hacia el verdadero autoabastecimiento y soberanía energética con todas las provincias adentro, a tarifas competitivas y costos argentinos, con el consumo de energía per cápita más alto de la región…". Mejor síntesis de los objetivos y logros de la política energética entre 2003 y 2015 no hay; mejor explicación de por qué el ex funcionario está preso, tampoco. (2)


Fuente: Diario La Nación, 15 de julio de 2018. Se lee: "El futuro de Cóndor Cliff y La Barrancosa, antes llamadas Kirchner y Cepernic, quedó bajo análisis; son las dos obras más importantes en Santa Cruz y emblemas de la década kirchnerista; hace pocos meses se retomó la actividad, pero ahora el Gobierno evalúa su continuidad por el recorte del déficit fiscal".

Una política energética fundamentada exclusivamente en el Plan RenovAr, por un lado, y la explotación de Vaca Muerta con fines de exportación, por el otro, y todo en paralelo a un pueblo energéticamente empobrecido (la energía como variable de ajuste y su concentración en unas 10 familias de privilegiados), hace a la supervivencia del proyecto político del granero del mundo.

Sólo así se entiende que un ministro de Energía celebre la generación a partir de limones, cáscaras de cebolla y restos de pescado, a la par que consintiendo la eliminación de más de 4.000 MW de potencia en nuevas centrales nucleares, en grandes represas hidroeléctricas y en una central a carbón de última generación, todas ellas, fábricas de fábricas, fábricas de federalismo, desarrollo, inclusión y calidad de vida.

---

(1) La potencia original y el diseño entre la Kirchner y la Cepernic -empuntadas las dos-, se basaba en la generación de un excedente para la provincia y la región. Una vez repagadas, las represas pasarían a manos de la provincia. Pero por desgracia, todo esto cambió. Al bajarle la potencia, la electricidad generada será consumida por la provincia de Buenos Aires y la Capital Federal; es decir, el unitarismo energético volviendo a concentrarlo todo.

(2) Es oportuno recordar que, a través del Ministerio de Planificación Federal, el segundo gobierno de Cristina Fernández de Kirchner dejó planificados (y muchos de ellos en marcha) proyectos que hubieran permitido incorporar al parque de generación cerca de 8.000 MW de potencia en los años siguientes a 2015, incluyendo renovables intermitentes, aunque priorizando en este caso la industria y el desarrollo científico-tecnológico nacionales.



Bibliografia
OETEC (15/07/2018) La Energía (desde adentro) en los tiempos de Macri. Un abordaje desde Santa Cruz
http://www.oetec.org/nota.php?id=3349&area=1

OETEC (14/07/2018) La crisis energética del régimen neoliberal
http://www.oetec.org/nota.php?id=3348&area=1

OETEC (29/06/2018) Peña en el Senado y el festín del 0,0001%: ganancias, dividendos y dolarización
http://www.oetec.org/nota.php?id=3320&area=5

OETEC (9/05/2018) "Debatir en el Congreso si la energía es una mercancía o un derecho humano es el primer triunfo del pueblo argentino contra el tarifazo"
http://www.oetec.org/nota.php?id=3220&area=1

OETEC (12/07/2018) A contramano del presupuesto 2018: central de Río Turbio descontinuada desde diciembre 2015
http://www.oetec.org/nota.php?id=3345&area=2

OETEC (24/06/2018) "El sabotaje al Complejo Carboeléctrico es escandaloso: no hay motivos para que la central no esté funcionando en diciembre de 2018"
http://www.oetec.org/nota.php?id=3307&area=5

OETEC (6/06/2018) El FMI y la (re) paralización del Plan Nuclear Argentino (sobre la cancelación de Atucha III y IV)
http://www.oetec.org/nota.php?id=3273&area=8

OETEC (29/04/2018) El FMI desde Vaca Muerta (a propósito de la quita de subsidios y la baja del consumo energético)
http://www.oetec.org/nota.php?id=3191&area=1

OETEC (1/02/2018) Río Turbio: de la energía como herramienta de desarrollo a mercancía para el saqueo y el empobrecimiento popular
http://www.oetec.org/nota.php?id=3059&area=1

OETEC (6/11/2017) De Menem a Macri: privatización nuclear y globalización "verde" (Dioxitek y el Decreto 882)
http://www.oetec.org/nota.php?id=2897&area=8

OETEC (2/10/2017) Los resultados de las "inversiones estatales" en energía (2003-2015): crítica al Proyecto de Ley 2018
http://www.oetec.org/nota.php?id=%202833&area=%201

OETEC (17/05/2017) Centrales nucleares con China, herencia e industria nacional
http://www.oetec.org/nota.php?id=2578&area=1

OETEC (16/12/2016). La barbarie energética del señor Presidente (sobre el consumo per cápita)
http://www.oetec.org/nota.php?id=2241&area=14

OETEC (29/11/2016) El macrismo rechaza la central a carbón de Río Turbio pero el RenovAr favorece a China que construirá 833 centrales a carbón como esa en los próximos 4 años
http://www.oetec.org/nota.php?id=2214&area=1

OETEC (23/11/2016) Río Turbio, el Plan RenovAr chino y la hipocresía "verde"
http://oetec.org/nota.php?id=2201&area=1

OETEC (6/10/2016) Represas y represalia: ni los chinos se comen el "cuento" de Aranguren
http://www.oetec.org/nota.php?id=2115&area=1

OETEC (31/08/2016) ¿Emergencia eléctrica? Podan en 450MW la potencia instalada original de las represas en Santa Cruz
http://www.oetec.org/nota.php?id=2037&area=5

OETEC (30/01/2016) La política de subsidios de NK y CFK se destinó a los 40 millones de argentinos
http://www.oetec.org/nota.php?id=1549&area=1

OETEC (29/12/2015) Las represas de Santa Cruz: en defensa del empleo, la industria y la seguridad energética
http://www.oetec.org/nota.php?id=1493&area=1

OETEC (23/11/2015) Convenios suscriptos con China y Rusia: OETEC alerta sobre las declaraciones de Macri
http://www.oetec.org/nota.php?id=1445&area=1

OETEC (17/11/15). Avanza la cooperación energética entre Argentina y Rusia http://www.oetec.org/nota.php?id=1429&area=1

OETEC (16/11/15). Firma de convenios con China para construir la IV° y V° centrales nucleares. Inversión de US$ 14 mil millones
http://www.oetec.org/nota.php?id=1426&area=1

OETEC (05/11/2015). Finalizó la negociación comercial con China por la IVº Central Nuclear y avanza el acuerdo por la Vº Central Nuclear
http://www.oetec.org/nota.php?id=1409&area=1

OETEC (27/04/2015) Acuerdo para el desarrollo del aprovechamiento hidroeléctrico Chihuido I
http://oetec.org/nota.php?id=1149&area=6

OETEC (10/02/2015) Las nuevas represas en Santa Cruz: empleo, desarrollo y seguridad energética
http://www.oetec.org/nota.php?id=%201027&area=%201

https://www.rionegro.com.ar/region/buscan-fondos-en-alemania-para-chihuido-JI3291964

https://www.lanacion.com.ar/2153262-santa-cruz-el-sueno-de-las-represas-otra-vez-en-suspenso

http://www.telam.com.ar/notas/201508/115465-energia-ministerio-de-planificacion-julio-de-vido-costos-argentina.php

http://www.telam.com.ar/notas/201408/75372-de-vido-los-ex-secretarios-que-critican-paralizaron-atucha-ii-y-la-terminacion-de-yacireta.html

https://www.pagina12.com.ar/diario/economia/subnotas/163089-52230-2011-02-26.html