ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Energia

| Artículos Periodísticos

Califican de sesgado y técnicamente erróneo un artículo de La Nación crítico en materia energética

Autor | OETEC-ID


Palabras Claves
La Nación, crisis energética, gas natural, consumo, demanda, CAMMESA, ENARGAS, electricidad, Lapeña, Montamat, neoliberalismo energético, anarco-mercadismo, cortes de luz



09-09-2014 | Autoridades del Observatorio de la Energía, la Tecnología y la Infraestructura para el Desarrollo (OETEC), salieron al cruce de la nota del pasado lunes 8 de septiembre titulada "La recesión hizo caer las compras de energía en el exterior", publicada en el diario La Nación. A propósito, el Dr. Federico Bernal señaló: "En primerísimo lugar, tengamos en cuenta que se trata del mismo diario y grupo corporativo que opera a favor de los buitres y el juez Griesa. Hecha esta introducción, vamos a lo importante: una vez más tenemos al matutino de Bartolomé Mitre y al grupo de los ocho ex secretarios de Energía insistiendo con el mismo mensaje que vienen reiterando desde mayo de 2003: crisis y recesión económica, crisis energética, caos social, aislamiento del mundo, etc. Según este diario y estos ex funcionarios, asistimos desde 2004 a una crisis energética consecuencia de un Estado intervencionista que todo lo devora, de un aumento descontrolado del consumo y de un crecimiento económico con derroche del gasto público -como acostumbran denominar a la inversión social-. La salida: retorno al mercado como garante supremo y absoluto del sector energético nacional, en pocas palabras, al anarco-mercadismo energético".


En el citado artículo se formula una comparación interanual en importaciones energéticas aunque reducida al mes de julio. Ricardo De Dicco, Director de Investigación Científica y Tecnológica, opina al respecto que: "se trata de una insólita metodología estadística, totalmente errónea, incluso refutada por uno de los supuestos especialistas que cita la nota. Todo vale para sustentar el relato de caída del consumo. Pero veamos en este sentido que se extrae de CAMMESA: la demanda neta de energía en el Mercado Eléctrico Mayorista (MEM) durante el mes de Julio fue de 11.362 GWh, registrando un aumento de 1,8% respecto a igual mes del año anterior. En el acumulado Enero-Julio de 2014 se consumieron en el MEM 71.772 GWh, representando un incremento de 2,9% respecto a igual período del año anterior y de 4,4% durante el año móvil. Nos preguntamos: ¿será que el gobierno estimula el consumo eléctrico para estrangularse a sí mismo?

En materia de consumo de gas natural, De Dicco señala: "otro dato que el articulista olvida mencionar hace al gas natural. Según los últimos datos del ENARGAS (al mes de Junio), la demanda nacional de gas natural por redes del conjunto de los usuarios residenciales, comercios, organismos públicos, subdistribuidores, gas vehicular (GNC), industrias y centrales térmicas fue de 3.838,3 millones de metros cúbicos, a su vez un 3,6% superior en relación a igual mes del año anterior. En el primer semestre de 2014, fueron consumidos por los mencionados agentes económicos unos 21.306,2 millones de metros cúbicos, mostrando un incremento de 2,8% respecto a igual período del año anterior".

Bernal agrega además que "si bien el articulista menciona con razón la caída en la producción local de hidrocarburos, omite destacar el notable intento por frenar las tendencias declinantes que se repiten en la producción petrolera casi sin interrupciones desde 1999 y en la de gas natural desde 2005. En efecto, en la producción de hidrocarburos del acumulado Enero-Julio de 2013 respecto a igual período de 2012 se observan las siguientes declinaciones: 2,7% en petróleo y 6,8% en gas natural. Este freno en la declinación se explica gracias a la nueva gestión pública de YPF, que ha convertido a esta empresa en el principal y casi único agente económico que ha logrado revertir las tendencias declinantes de años anteriores, resultado de de las compulsivas inversiones destinadas al área de negocios upstream desde abril de 2012".

De Dicco afirma finalmente, "así podríamos seguir refutando toda la nota. Pero nos importa señalar a los miembros del grupo de los ocho ex secretarios defensores e impulsores del retorno al neoliberalismo energético participan de la nota. Montamat es uno, el testigo para una empresa estadounidense que nos demandó a todos los argentinos ante el CIADI. El segundo que aparece es Jorge Lapeña, ex funcionario de Raúl Alfonsín, responsable de haber paralizado el plan nuclear argentino y de haber convertido a la Argentina en una nación altamente dependiente de los hidrocarburos. Cabe recordar que, al mes de haber dejado la cartera, en abril de 1988, comenzaron a producirse la seguidilla de cortes eléctricos que desembocarían en la crisis energética del 88/89, la más terrible jamás padecida en la República (la segunda vendría en 1999, bajo la gestión de... ¡Montamat!). El tercero es Emilio Apud, quien estuvo apenas 8 días al frente de la secretaría de Energía y que por lo tanto no merece siquiera el más mínimo comentario".

En relación a Lapeña, Bernal agregó "que un ex funcionario del gobierno responsable de haber arrastrado a la Argentina a una debacle económica y social sin parangón se alerte por una baja de la actividad económica es tan tragicómico como escuchar a un alfonsinista dar clases de políticas anti-inflacionarias o a algún menemista dar consejos de desendeudamiento".

A modo de cierre, este último explicó que "el diario La Nación, eterno partidario de ahorrar divisas para pagar los servicios de deuda externa y los desfalcos que tanto promovió como los Brady, el Blindaje y el Megacanje, ahora ve con malos ojos un supuesto ahorro de divisas por menores importaciones. Los promotores de la especulación sojera que promueven y defienden el encanutamiento de 11.000 millones de dólares en silobolsas ponen el grito en el cielo por un ahorro de 328 millones. Para sustentar sus argumentos recurren a supuestos especialistas que se rasgan las vestiduras por una caída del consumo popular, justamente ellos, los responsables de una política energética excluyente, en una Argentina atrofiada, sometida y atrasada que tanto y tan bien contribuyeron a crear. Ahorrar divisas en un contexto de soberanía económica y política es siempre repudiable para todos aquellos que pretenden retrotraernos a una republiqueta semicolonial, endeudada, pastoril y vacuna".



Bibliografia
Investigación original OETEC: http://www.oetec.org/nota.php?id=682&area=1