ÁREAS de
INVESTIGACIÓN

Telecomunicaciones

| Artículos de opinión

Telefonía móvil: se afila la regulación para mejorar la competencia

Autor | Rodrigo Gibson


Conflictos de Interes
El autor no manifiesta conflictos de interés


Palabras Claves
Jean Tirole, nobel de economía, anti-monopolios, anti-trust, Comisión Nacional, Secretaría de Telecomunicaciones, TelCos, precio, tarifa, Argentina Digital, diario La Nación, desinformación



05-11-2014 | Desde los distintos organismos del Estado mantienen un excelente diálogo con las empresas de Telecomunicaciones Móviles, con la finalidad de aplicar y dar seguimiento a una serie de medidas que benefician a los usuarios. Pero desde los sectores concentrados de comunicación se empecinan en tapar la realidad. Y van a contramano apelando a una herramienta neoliberal comunicacional, "el Cacho", "Doña Rosa" y ahora un tal "Alberto". Este último "recibió" un sms, y eso habilitó para vaticinar andanadas de aumento y tarifazos. Nada más alejado de la realidad, ya que por el momento, Personal lleva más de 20 meses de inmovilidad de precios en los abonos pre-pagos.


Representantes de la Secretaría de Comunicaciones (SECOM) y de la Comisión Nacional de Comunicaciones (CNC) se reunieron días atrás junto al secretario de Comercio Interior, Augusto Costa, y el subsecretario de Comercio Interior, Ariel Langer, conjuntamente con los titulares de las empresas de telefonía móvil: Movistar, Nextel, Personal y Claro, para solicitar información según Resolución 176/2014 de la Secretaría de Comercio Interior. Dicha Resolución establece que las compañías deben brindar información mensual sobre todos los planes y modalidades de prestación ofrecidos. La información solicitada a las TelCos, debe incluir la totalidad de los planes con los precios de todos los servicios vigentes desde diciembre de 2013 hasta la fecha, para realizar un correcto análisis de la evolución de precios en el sector de la telecomunicaciones móviles, debido a que no resulta suficiente con el "conoce lo que pagas". Otro de los puntos destacados que se analizaron en la reunión fue el balance de la implementación del Plan Prepago Nacional lanzado el 15 de agosto para todos los usuarios móviles prepagos, que ya cuenta con 12 mil abonados.

Siempre el medio vaso vacío
Un mensaje de texto a un tal "Alberto N." le bastó al diario La Nación para publicar una disparatada nota sobre aumentos y opacar la gestión que es ejemplo en la región, y que titulaba de la siguiente forma: "Aumentarán 11% en promedio las tarifas de telefonía celular". Disparatados desde el título, ya que a estos pseudos comunicadores o deformadores de opinión pública, habría que enseñarles cuál es la diferencia entre precios y tarifas. Pero esto no es una confusión, un desconocimiento, o una casualidad. La finalidad de la nota es plasmar la idea de un Estado intervencionista, totalitario y agobiante. Donde, el precio es un supuesto valor pecuniario impuesto por el "libre" mercado, y la tarifa es una supuesta imposición asociada al servicio público y la intervención estatal. Pero este último no es el caso, ya que las telecomunicaciones móviles en Argentina se manejan por PRECIO. Es por eso que el Estado tomó las riendas y sólo permitirá incrementos de forma controlada, siempre y cuando se invierta en infraestructura tecnológica acorde a la evolución y a las necesidades actuales del sector.

En la misma nota el diario La Nación habla de "saga de aumentos", pero medio renglón antes, dice lo siguiente: "Personal, la compañía celular de Telecom, retocará sus valores a partir del 16 de noviembre. En promedio, aumentará 11,9% los precios para sus clientes prepagos. Según la empresa, que con sus más de 18 millones de usuarios concentra un 33,7 por ciento del mercado, hacía 20 meses que esos planes no sufrían aumentos". Es decir, que casi dos años después la firma Personal aumenta un 11,9% únicamente para los clientes prepagos (con tarjeta, que son la mayoría de usuarios) y agregan que la empresa contempla planes alternativos y promociones para quienes no puedan absorber el incremento de precios. Cabe aclarar que cualquier usuario que no pueda pagar el aumento, no cuadre en promociones o planes alternativos de la empresa, tiene una verdadera opción, que es el Plan Prepago Nacional (http://www.precioscuidados.com/informacion_telefonia.html), que no ha sufrido incrementos.

Finalmente y casi colgada de la nota, el diario La Nación afirma: "La relación de las telefónicas con el Gobierno parece haber mejorado sustancialmente en los últimos meses. Por un lado, las empresas aceptaron el pedido oficial de llevar con más claridad al consumidor la composición de sus tarifas y las características del servicio, así como las indicaciones del nuevo reglamento que hizo la Secretaría de Comunicaciones". Sumado a la inversión en infraestructura, acatamiento de normas etc., el Estado autoriza un reacomodamiento acorde y controlado de precios. Si las corporaciones privadas tienen una buena relación con el Estado, es porque no será tan agobiante, intervencionista o estatista.

El premio Nobel camporista
La idea de la programación neurolingüística es, en este caso, que al terminar de leer la nota del diario de los Mitre quede tagueada nuestra materia gris con: La Cámpora, intervención estatal, saga de aumentos, tarifas, etc. Pero casi como una epifanía con poca repercusión en medios locales, el francés Jean Tirole ganó el Nobel de Economía 2014 por sus análisis del poder de las empresas, la competencia y su regulación. Pablo Fernandez Blanco, autor de la nota en el diario La Nación que por cierto, presenta conflicto de intereses por su posición política, libros, etc., bien podría tildar al flamante premio Nobel de Camporista, ya que su premio fue por el trabajo que ha arrojado luz sobre cómo se regulan los distintos sectores económicos dominados por pocas empresas y sobre la capacidad de los gobiernos para fomentar la competencia. Según sus investigaciones que le valieron el galardón, muchos sectores están dominados por un minúsculo grupo de inmensas corporaciones que "si no se regulan, esos mercados producen efectos socialmente indeseables". A modo ilustrativo, poner topes de precios, parecería en primera instancia beneficioso, pero esto obligaría a las corporaciones a bajar los costes, traduciendo en tercerización, suspensiones y hasta despidos, además de vulnerar la calidad de la prestación.

Por eso en un sector tan dinámico como el de las telecomunicaciones móviles, se necesita más que una simple ley anti-monopólica, sino una batería de regulaciones que permita la dinamización del mercado, pero en manos de un Estado eficiente. Y es en ese camino que se avanza, pero hay algunos sectores dominantes que en su afán de mancillar un proceso que no para de realizar hitos desde el 2003 a la fecha en materia de telecomunicaciones, se choca contra una pared llamada premio Nobel de Economía.



Bibliografia
- Comisión Nacional de Comunicaciones: http://cnc.gob.ar/noticia_detalle.asp?idnoticia=327

- La Nación: http://www.lanacion.com.ar/1730795-aumentaran-11-en-promedio-las-tarifas-de-telefonia-celular

- Página/12: http://www.pagina12.com.ar/diario/economia/2-256618-2014-10-02.html

- The Economist: http://www.economist.com/blogs/freeexchange/2014/10/economics