ÁREAS de
INVESTIGACIÓN
La nebulosa "Pez de Dragón", ubicada en la constelación Cruz del Sur, con una masa equivalente a 100.000 soles. En el interior de la nebolusa reside un cúmulo estelar de más de 400 estrellas (las denominadas tipo O, las más grandes, jóvenes y de mayor energía de todas las estrellas). Hasta ahora, dicho cúmulo es el más masivo y más potente -energéticamente hablando- de nuestra Vía Láctea.


La Cruz del Sur figura al fondo del listado de constelaciones elaborado por la Unión Astronómica Internacional. Injusta y arbitraria clasficación, desde que la Cruz es en realidad una de las más ricas y hermosas constelaciones, repleta de estrellas y dueña del cúmulo (asociación OB) más brillante y masivo de la galaxia conocido a la fecha. La energía que emana de esa zona interestelar, ubicada en la región de la nebulosa "Pez de Dragón" es de las más potentes jamás descubiertas. Reclasificarla es perentorio y nuestra obligación, mas no prosperaremos por una vía netamente científica y técnica. Demostrar su verdadera riqueza es tarea de estas latitudes, de observadores de estas latitudes, pero no de cualquiera. Nuestro observador deberá, ante todo, portar la curiosidad por lo propio, la transgresión de no limitarse a calificaciones ni clasificaciones foráneas de lo autóctono, prepararse para desafiar poderosas fuerzas dominantes, obrar con independencia de perspectivas y caminos, ostentar la pasión por repensarse, redescubrirse e reinventarse desde su terruño y para su terruño. Quien así actúe verá entonces que, al apartar la mirada de las "imponentes" constelaciones parisinas, londinenses y neoyorquinas, la diminuta Cruz deviene en inmenso emblema, Norte de nuestra cultura y tradición. ¡Vamos¡ Observémosla con detenimiento! Adaptemos la retina a la sublime bóveda celeste de la América del Sur y coloquemos la mirada en el eje mismo del Crucero Austral. Luego, ajustemos la potencia de la lente a los anhelos de emancipación y bizarría de que somos capaces los argentinos y argentinas. Advertiremos entonces, que de su interior brotan las más sublimes maravillas siderales, bien nuestras, bien reales. Aparecen el cúmulo estelar abierto "El Joyero" y su diversidad de colores, uno de los más hermosos del cielo; aparece la nebulosa "Saco de carbón", una de las más oscuras y densas encontradas, y la nebulosa del "Pez de Dragón", poseedora como dijimos al comienzo del cúmulo estelar más masivo y potente -energéticamente hablando- de la Vía Láctea. Es tiempo de dejar de "creer" para "ser". Se impone un cambio porque se impone el cambio de época. Patear tablero, mapas y telescopios.

Energia

Total: 1174 notas | Paginas: 6/79